La Brecha de Hochwald (17)

23 mayo, 2019

Con lo aprendido en otros intentos anteriores, se realizaron todos los esfuerzos posibles para avanzar en la oscuridad. El terreno húmedo, sin embargo, era poco más que una pesadilla de fango, lo que retrasó la llegada de los vehículos Kangaroo, de manera que el ataque, en lugar de a las 02:00, comenzó después de las 04:30. Las compañías de los Lake Superior no estaban al completo de sus efectivos -la que tenía más efectivos contaba sólo con 44 soldados. La unidad había estado luchando de manera constante desde el comienzo de “BLOCKBUSTER”, pero por su experiencia en anteriores operaciones con los vehículos de transporte, las tropas, agotadas, seguían combatiendo.

El ímpetu del asalto de las compañías “A” y “B” les llevó hasta su primer objetivo: unas casas destrozadas en un profundo barranco a medio camino entre las dos carreteras laterales. Aquí cayeron bajo poderoso fuego AT y de ametralladoras desde los flancos. Los tanques quedaron fuera de combate por los disparos de los cañones de 88 mm, las piezas autopropulsadas y los tanques Tigre desplegados al sur de la vía férrea. La compañía “C” se abrió paso hacia el objetivo final del regimiento, donde quedó clavada al terreno alrededor de las ruinas de una granja. Amanecía cuando dos pelotones de la compañía “D” de los Algoquin llegaron a su posición, habiendo perdido 5 de sus 8 tanques. Todos los intentos de avanzar hacia el Hohe Ley fracasaron, y tuvieron que atrincherarse unos 300 metros por delante de las posiciones de los Lake Superiors y a la vista de su objetivo. El moral fuego AT forzó la retirada de los tanques canadienses poco antes de las 08:00. Sin apoyo acorazado, los Algonquins se vieron objeto de numerosos contraataque de infantería y tanques enemigos. En lo furioso del combate se informó que la compañía “D” había llegado a “Weston”, lo que motivó que el mando de la brigada ordenara atacar a las restantes compañías. A la derecha, la compañía “A” estaba desorganizada por el fuego graneado de fusiles y ametralladoras enemigas procedente de edificios al sur de la vía; la “C” tenía semejante problemas al norte de la brecha. A finales de la tarde, un superviviente de la compañía “D” informó de que los pelotones de vanguardia habían sido cercados por tanques enemigos y arrollados. La compañía “C” del Lake Superior Regiment sufrió un destino similar: sólo 8 hombres regresaron a las humeantes ruinas defendidas por la compañía “A”, informando de magníficos hechos de valor frente a un enemigo muy superior. Cuando su comandante y sus oficiales fueron muertos o heridos, el sargento C. H. Byce (que había ganado la Military Medal en enero) asumió el mando. Destruyó personalmente un tanque con un PIAT, y con un compañero limpió con granadas una casa defendida por el enemigo. Con la llegada de más tanques la compañía “C” no pudo mantener su posición, y el sargento, reuniendo a los supervivientes, los sacó del peligro llevándolos hasta un lugar relativamente seguro, tras lo cual se puso a operar como un francotirador, matando a siete alemanes e hiriendo a 11 cuando estos intentaron tomar la estación de tren. El valor de Byce le hizo merecedor de la Distinguished Conduct Medal.

De nuevo falló el intento de romper hacia el este. En las primeras horas del 3 de marzo las dos unidades agotadas por la lucha cedieron la custodia de la brecha a la 5ª Brigada de Infantería. Desde la mañana del día 2, los Algonquin habían sufrido 87 bajas, incluídos 32 prisioneros; el Lake Superior Regiment 53, incluyendo 16 prisioneros. El mérito de detener a los canadiense parece que recae en el 24. Regimiento Paracaidista y el Batallón Paracaidista de Asalto del Ejército, apoyados por tanques y cañones de la 116. Panzer Division.

Los alemanes, sin preocuparse por el avance enemigo en su flanco sur, se defendieron duramente en el Hochwald. Un plan de la 6ª Brigada de Infantería canadiense de pasar por encima de sus unidades al norte de la brecha no logró gran cosa. Durante la mañana del 2 de marzo, mientras los Algonquins y los Lake Superiors luchaban desesperadamente a campo abierto, los Queen’s Own Cameron Highlanders of Canada cruzaron las lineas de los Les Fusiliers Mont-Royal y atacaron, pero fuueron detenidos a unos 500 metros de sus objetivos en el extremo sureste del bosque. Como resultado de ello, ni los South Saskatchewan ni los Fusiliers pudieron avanzar hacia el norte, según lo planeado. No fue hacia la mañana del 3 que el brigadier Keefler pudo avanzar sus tropas. Pretegidos por la cobertura de los bosques, hacia el anochecer había limpiar la parte oriental del Hochwald hasta unos 2 kms al norte de la vía férrea. Este avance fue igualado a la izquierda de la 2ª División, donde, al acabar el día, la 4ª Brigada de Infantería controlaba todos los bosques al oeste de la carretera de Marienbaum.

En el sector de la 3ª División, la 8ª Brigada de Infantería tardó dos días en limpiar por completo el Balberger Wald después de que Le Régiment de la Chaudière asegurara el Tüschen Wald el 2 de marzo. Al avanzar hacia el sur y luego hacia el este a través de los bosques, los Queen’s Own Rifles y los North Shore se encontraron con pequeños grupos de tropas enemigas que se resistieron encarnizadamente. Cada avance era contraatacado de inmediato, y más de una vez las posiciones aliadas fueron infiltradas por las tropas enemigas por la ncohe. El avance también fue frenado por minas, y el 1º de Húsares se encontró con numerosas minas AT. No se produjeron grandes combates, pero para cuando la brigada alcanzó el extremo orienta de los bosques en la tarde del 4 se habían sufrido más de 100 bajas.

En el flanco izquierdo de la 3ª División, los tres primeros días de marzo vieron a la 11ª División Acorazada avanzar hacia Sonsbeck. Los combates fueron muy duros el día dos, cuando su columna izquierda, avanzado a lo largo del eje de la 3ª canadiense, rompió las defensas de la linea Schlieffen en el Balberger Wald, mientras que más al sur el cruce de la carretera Kervenheim-Sonsbeck fue asegurado. Un ataque frontal contra Sonsbeck prometía ser muy sangriento, pues las rutas occidentales estaban muy bien defendidas.Así, la 3ª División canadiense avanzo hacia el Hammerbruch que se extendía hacia el sudeste desde el Balberger Wald por detrás de Sonsbeck.

Anuncios

La Brecha de Hochwald (16)

21 mayo, 2019

Aunque la amenaza americana forzaba a Schlemm a reforzar su izquierda a expensas de las tropas que se enfrentaban al Primer Ejército Canadiense, mantuvo una resistencia determinada en el frente de Hochwald. Aquí lanzó sus mejores unidades de reserva: dos potentes batallones paracaidistas independientes. Con este refuerzo y la concentración de artillería en la zona, los alemanes lograron mantener las defensas del Hochwald otros tres días.

El 1 de marzo el principal esfuerzo canadiense recayó en la infantería, porque hasta que el enemigo no fuera expulsados de los bosques y de las alturas al sur de la vía férrea, los blindados no podrían avanzar hacia el este. El tiempo hizo que el apoyo aéreo fuera espasmódico: el Grupo 84 realizó 246 salidas.

La 6ª Brigada relevó a los agotados batallones de la 10ª en la zona de la brecha y antes de la noche contactó con patrullas de la 5ª, que operaban en los bosques de Schmachdarm. Los combates más duros del día de la 2ª División tuvieron lugar en el flanco izquierdo, donde la 4ª Brigada se abría paso por la parte norte del bosque.

El asalto de los Essex Scottish se inició a las 07:45 apoyado por artillería y tanques de los Sherbrooke Fusiliers. Las posiciones alemanas en el extremo de los bosques eran fuertes, y sus defensores paracaidistas, reforzados desde la guarnición de Calcar, lucharon con salvaje determinación. El combate más duro tuvo lugar en la izquierda, donde la compañía C de los Essex, mandada por el mayor F. A. Tilston, tuvieron que avanzar por terreno abierto y alambras para alcanzar las trincheras enemigas. Que lo lograran se debió al inspirado liderazgo de su comandante, que, herido en la cabeza por el avance, fue el primero en llegar a las posiciones enemigas, silenciando un puesto de ametralladoras con una granada. Al avanzar con su fuerza principal hacia la segunda línea de defensas fue herido de nuevo en la cadera, pero continuó al mando. En duros combates cuerpo a cuerpo se limpiaron las trincheras, pero antes de poder consolidar sus posiciones, los Essex se vieron contraatacados por los alemanes, apoyados por morteros y ametralladoras. Reducidos a una cuarta parte de sus efectos originales, los canadienses se defendieron pelotón a pelotón, liderados por su comandante, que se expuso al fuego enemigo para llevar munición a sus soldados y negándose a recibir atención médica. Al final de la noche el batallón, a coste de 31 muertos y 77 heridos, mantenía sus posiciones, que formaron una sólida base para las futuras operaciones de la 4ª Brigada. La valentía del mayor Tilston le costó las dos piernas y le hizo merecedor de la Cruz Victoria.

Al sur de la brecha, donde la 3ª División canadiense intentaba ayudar a la 11ª División Acorazada, un intento de la 8ª Brigada pra limpiar el Tüschen Wald y el Balberger Wald el 1 de marzo no logró su objetivo. Un ataque por la tarde hacia el sur por parte del Le Régiment de la Chaudière fue rechazado por una abrumadora potencia de fuego. Un intento renovado de los Chaudières a la mañana siguiente, con apoyo de tanques del 1º de Húsares, logró alcanzar el extremo orienta del bosque y a las 14:30, el North Shore Regiment y el Queen’s Own Rifles comenzaron a limpiar el Balberger Wald. La 3ª División tenía asignada la tarea de ampliar el “presente cuello de botella hacia Xanten”, pero no era nada fácil lograrlo.

A comienzos de la mañana del 2, todo el frente del II cuerpo de ejército estalló, con las cinco divisiones avanzando. En el sector de la 2ª División la 4ª Brigada conitnuó su ataque con furia renovada cuando los R.H.L.I. relevaron a los Essex Scottish y avanzaron 500 metros hacia el NE a lo largo de la carretera que atravesaba el Hochwald hacia Marienbaum. Ma´s al sur, en la brital brecha, se produjo una de las batallas más duras jamás disputadas. En su afán por romper por el este, el general Moncel recibió al Algonquin Regiment para usarlo junto a su batallón motorizado y sus tanques. El plan asumía que la resistencia enemiga estaba a punto de romperse y que un ataque determinado rompería el balance y abriría el camino hacia el Rin. En la parte más avanzada de la carretera lateral, tres compañías de los Lake Superiors, transportadas en vehículos Kangaroo, y apoyadas por un escuadrón de los Canadian Grenadier Guards, avanzarían 1000 metros para tomar un grupo de granjas al lado de la carretera en el lado este del bosque, desde Marienbaum a Sonsbeck. A través de estas posiciones, los tanques de los Governor General’s Foot Guards llevarían a una compañías de los Algonquin otros mil metros hacia el este para tomar una cabeza de puente sobre el Hohe Ley, un pequeño arroyo cerca del extremo de los bosques (“Weston”) que habían sido el objetivo del 28 de febrero de la 4ª Brigada Blindada.

El retorno de Fu Manchu (21)

20 mayo, 2019

Asomándose durante un instante por la puerta, Nayland Smith vio a Lao Che y a tres de sus esbirros del Si-Fan al final del pasillo. Los dacoits iban armados con sendos revolver, y Lao Che con una metralleta, caminando por detrás de los otros tres, lo que no le daba un amplio campo de visión.

-Lao Che y tres de sus mantones, armados hasta los dientes, bloquean la entrada del pasillo. Nos tienen atrapados ahora mismo, caballeros – explicó calmosamente Nayland Smith- ¿Imagino que nadie ha traído consigo una caja de granadas?

Skorzeny recargó su arma, reemplazando el habitual cargador de diez disparos de su Mauser con uno especial de 20 y puso su arma en modo de disparo automáitco.

-Preparaos para correr después de que yo dispare.

Tras esperar un poco para dar tiempo a sus compañeros a prepararse, Skorzeny agarró su arma con dos manos y cruzó la puerta. Apenas lo hizo, las balas comenzaron a silbar a su alrededor a lo que él replicó apretando el gatillo de su arma. En menos de un segundo el Mauser disparó veinte veces. Con el arma saltando en sus manos como un animal salvaje, Skorzeny no contaba con ser demasiado preciso con sus disparos, pero, aún así, tuvo suerte y dos de los dacoits cayeron mortalmente heridos mientras Lao Che y el superviviente se ponían a cubierto detrás de la esquina.

Bond e Indy se agacharon junto a la puerta con las armas listas. Por supuesto, tanto Lao Che como su otro hombre dispararon algunas veces, pero el fuego de Bond y Jones les hizo retroceder inmediatamente. Por su parte, Nayland Smith, junto a Skorzeny y Hannah salieron en dirección del club, con Bond e Indy protegiendo su retirada en el laberinto de pasillos que se alzaban tras el escenario. Al parecer, los gansters estaban siendo reforzados, a juzgar por el creciente número de disparos que volaban en dirección de Jones y su compañero, que aún así lograron eliminar a tres de sus rivales.

-Lao Che! – gritó Indy con la esperanza de que eso podría sacar a su enemigo de su cobertura- ¿Pensaste que te iba a dejar escapar con mi diamante?

El señor del críemen e rió con desprecio y contestó sin perder su cobertura.

-¡Doctor Jones! No esperaba verle con vida. Bueno, supongo que puedo suponer lo que va a decir ahora. “¡Debería de estar en un museo!”, ¿verdad?

Indy sonrió a pesar suyo.

-¡Por supuesto! No tiene ni idea de la historia de esa gema, ¿verdad? ¿Qué le importa si perteneció a Genghis Khan, o si ayudó a pagar un rescate una vez?

-¡Se equivoca, doctor Jones! De hecho, la historia de esa joya fue una de las razones por las que me tomé tantas molestias para dárselas a mi Señor… Oh, no se enfade, doctor… en este mundo sólo hay dos personas con derecho a reclamar el diamante de Genghis Khan. Uno es Pu-Yi, ex emperador de China, y ahora el títere que Tokio ha convertido en emperador de Manchukuo, y usted, desde luego no es el otro… ¿doctor Jones? ¡Doctor Jones!

Mientras Lao Che hablaba, los occidentales se había retirado en silencio hasta las escaleras del edificio. Al descubrir que Jones ya no estaba a su alcance. Lao Che juró airadamente y rugió a sus hombre que persiguieran a los fugitivos.

Nayland Smith y sus acompañantes tenían que bajar muchas escaleras para llegar a a la calle, pero antes de poder iniciar el descenso, un grupo de chinos armados hasta los dientes les bloqueó el camino.

-¡Rápido! -exclamó Nayland Smith- ¡Vamos al tejado!

-¡Otra vez! -maldijo Indy recordando su última escapada del club

Todos se lanzaron a la carrera por las escaleras hacia la puerta de hierro que llevaban al tejado. Una vez un jadeante Jones la cruzó, Skorzeny vació otro cargador escaleras abajo para frenar el avance de sus perseguidores. Después saltó al techo, dejando que la puerta se cerrara con violencia detrás de él.

La Brecha de Hochwald (15)

19 mayo, 2019

La destrucción del flanco derecho del 15º Ejército por el ataque americano dejó al 1er Ejército Paracaidista del general Schlemm en una situación peligrosísima. En los primeros días de “BLOCKBUSTER” Schlemm había esto intentado evitar con el 47. Panzerkorps y el 2º Cuerpo Paracaidista que el 1er Ejército canadiense pudiera romper el frente. Pero ahora estaba amenazado por el peligro de verse cercado y tenía que organizar una retirada a través del Rin. Un potente ataque aliado hacia Wesel podría dejarle sin ruta de retirada.

En cuanto se presentó la amenaza, Schlemm informó al Grupo de Ejércitos “H” de su intención de establecer una cabeza de puente frente a Wesel a lo largo de la línea Marienbaum-Kevelaer-Geldern-Kempen-Krefeld, reduciéndola a medida que la situación lo pudiera requerir. Aunque esta era la única solución lógica, el comandante en jefe del Oeste, al buscar la aprobación del Alto Mando tenía que enfatizar la importancia de mantener un frente continuo en lugar de defender zonas individuales. Esto convenció al Führer, que el 28 expresó su confianza en von Rundstedt y le dio el permiso solicitado.

El primero impulso de Schlemm fue reforzar el extremo sur de la cabeza de puente, defendido escasamente por el LXIII Korps. Usando la ayuda del 21er Ejército desplegado en su derecha, movió elementos de la 2ª División Paracaidista para rellenar la brecha entre Krefeld y el río y reforzar a los restos de la 84 DI y de la 15º Panzergrenadier, que defendía la línea al oeste de Kempen. A la vez Schlemm comenzó a preparar la segunda y más corta línea desde Xanten a lo largo del extremo occidental del bosque de Bönninghardt (al sur de Veen) hasta el Rin en Mörs (frente a Duisburg), defendiéndola con tropas de intendencia y elementos de retaguardia de las formaciones desplegadas en primera línea de combate.

Este repliegue del perímetro permitió evacuar el cuartel general del LXXX Cuerpo del general Straube para organizar las defensas en la orilla este. Para ocupar su lugar el 2º Cuerpo Paracaidista se hizo cargo de la 190º DI el 28 de febrero y extendió su zona de responsabilidad al sur de Kempen.

Como si tener un cuerpo de ejército amenazado por “BLOCKBUSTER” y “GRENADE” no fuera suficiente, Schlemm tenía que enfrentarse con una serie de órdenes extraordinarias procedentes de Berlín: se le hacía responsable de que ninguno de los nueve puentes sobre el Rin de su sector cayeran en manos aliadas. Si uno sólo era capturado intacto, lo pagaría con su vida. Para empeorarlo todo, no podía volar los puentes de manera inmediata, sino que tenían que estar en pie hasta el último minuto y no podía retirar ninguna de sus unidades sin permiso especial de Hitler. Como resultado de esto, la cabeza de puente, en constante reducción, quedó llena de tanques dañados, transportes, cañones sin municiones y los deshechos de un ejército que ha sido derrotado en combate. El problema erea intensificado por la presencia de gran cantidad de personal administrativo de las rotas líneas del Grupo de Ejércitos “B” que huían hacia el norte, y carecían de armamento o equipo que les hiciera útiles. Gracias a la intervención del general Blaskowitz esta restricción fue parcialmente eliminada cuando Schlemm recibió una lista con material específico que podía ser enviado al este del Rin, pero los hombres sólo podían ser retirados del frente si no podían seguir combatiendo.

La Brecha de Hochwald (14)

18 mayo, 2019

Aunque en la brecha no había buenas noticias, en los flancos del Cuerpo se tenían mejores resultados. En el sector de la 2ª División (general Matthews) lanzó a la 4ª Brigada contra la parte norte del Hochwald, a la izquierda de la 5ª Brigada. El Royal Regiment of Canada se pasó dos días limpiando una area en la ladera este de la sierra de Calcar, frente a Todtenhügel. Finalizada esta acción al anochecer del 28, a las 21.00 los Essex Scottish cruzaron sus lineas para asaltar las alemanas situadas en el extremo del bosque. En el otro flanco del general Simonds, la 11ª División Acorazada avanzaba. Unidades de la 159ª Brigada, apoyadas por tanques de la 4ª Brigada Acorazada británica tomaron la complicada sierra Gochfortzberg en la tarde del 27, y luego lucharon a través del terreno embarrado y traicionero para llegar a las defensas exteriores de la linea Schlieffen.

Por primera vez desde el comienzo de “BLOCKBUSTER”, el apoyo aéreo fue notable. El mal tiempo impidió su actuación el 26 y el 27 de febrero, pero al mejor la situación el 28, el grupo 84 realizó 602 salidas. Sonsbeck fue bombardeada y el pueblo de Winnekendonk casi destruido por completo. Cerca del frente se atacaron posiciones de mortero y artillería enemigos, concentraciones de tropas y fábricas.

Al sur, el XXX Cuerpo mantenía la presión sobre el enemigo. La División Galesa todavía tenía que tomar Weeze, pero a su izquierda la 3ª Británica relevó a la 15ª y cortó la carretera Üdem-Weeze en los bosques al oeste de Goch. Entre Goch y el Mosa, la 52ª División había reemplazado a la Highland cerca de Siebengewald, y patrullas de la 155ª Brigada ocuparon Groote Horst el 28. Con la 1ª Brigada de Comandos bajo su mando en el flanco del río Mosa, la 52ª División podía usar dos ejes para su explotación al sudoeste y reunirse con las fuerzas americanas (el 9º Ejército), que estaban avanzando hacia el norte en un frente de tres cuerpos

Los seis últimos días de febrero vieron a las fuerzas del general Simpson completar su preparación y comenzar a expandir su cabeza de puente entre el Rur y el Erft, mientras que el 1er Ejército (General Hodge) mantenía el flanco derecho. El 25 los tanques del 9º Ejército comenzaron a avanzar: la 2ª División Acorazada en el flanco Erft-Rin; la 8ª en la izquierda, entre el Rur y el Mosa, y la 5ª en el centro. La dirección de la ofensiva fue cambiando gradualmente de una dirección este hacia una norte, y se dieron varios casos de grupos enemigos siendo atacados por la retaguardia por las fuerzas acorazadas. Se comenzó una gran ruptura el último día de febrero -el sexto de la operación “GRENADE”- Para entonces los duros combates que habían acompañado la toma de las ciudades de la llanura entre el Rur y el Erft rompió la resistencia alemana y abrió el camino hacia el Rin y el Mosa. A partir de entonces el avance fue muy rápido. El 1 de marzo se tomó Neuss, en el cruce entre el Erft y el Rhine, y se capturó München-Gladbach sin encontrar demasiada resistencia de la Panzerlehr. Ese mismo día cayó Roermond.

La Brecha de Hochwald (13)

17 mayo, 2019

El nuevo esfuerzo de la 10º Brigada comenzaría a las 02:00 del 28. Tras un fuerte bombardeo, los Argyll intentarían de nuevo tomar los objetivos en la carretera laterael que cruzaba la brecha a unos 1500 metros de su extremo occidental. El Lincoln and Welland Regiment entonces avanzaría para capturar la vía férrea y limpiar el Tüschen Wald. El Escuadrón C de los South Alberta, retenido en la sierra de Üdem el día anterior, apoyaría el ataque.

Durante la noche, el comandante de los Argyll and Sutherland, el teniente coronel F. E. Wiggle, reorganizó sus debilitadas compañías. Poco después de las 03:00, el batallón marchó colina arriba hacia la brecha caminando detrás de una barrera artillera disparada en la oscuridad. Con las primeras luces las compañías de cabeza habían luchado por el Punto 73 y por la ladera oriental hacia la carretera lateral, haciendo 70 prisioneros. Aquí rechazado diversos contraataques de la infantería y los tanques alemanes, entre los que se contaba un batallón, descansado para el combate, del 24ª Regimiento Paracaidista que von Lüttwitz había enviado para luchar junto a los tanques de la 116 Panzer Division. LA compañía B de Wigle, en la izquierda, recibió el grueso de la presión enemiga, de manera que hacia el anochecer había quedado reducida a 15 hombres, además de algunos heridos que no pudieron ser evacuados. Durante el día, el Escuadrón C de los South Alberta, reforzado durante la tarde por el B, prestó apoyo a la infantería y trayendo munición y suministros, además de evacuando a los heridos.

El ataque del regimiento Lincoln and Welland debía tener lugar a las 12:30, pero camino de la linea de partida dos compañías cayeron bajo fuego de morteros, artillería y cohetes que causaron graves bajas y desorganizar el avance. Al parecer los alemanes había concentrado una gran cantidad de cañones en la zona para mantener la posición Schlieffen. No fue posible reorganizarse bajo el fuerte bombardeo y el ataque fue cancelado. Durante el día una compañía de los Algonquin cruzó la vía férrea y limpió Üdemerbruch. Entonces, el grupo de batalla de la 4ª Brigada Acorazada, no llegó más allá de las posiciones avanzadas de la 10ª Brigada, y el plan de poner los otros regimientos acorazados del general de brigada Moncel fue cancelado por las malas condiciones del terreno y el fuerte bombardeo sobre las zonas de formación del ataque al oeste del bosque.

El retorno de Fu Manchu (20)

16 mayo, 2019

Hannah no perdió demasiado tiempo preguntándose porqué Otto se quedaba inmóvil mientras la muerte se les acercaba. Sin demasiados preámbulos abrió su bolso para coger su pistola Walther PPK, carga y con el seguro puesto y, sin sacarla del bolso, apretó el gatillo. En los estrechos confines del camerino, los disparos sonaron atronadores. El asesino que se acercaba a Hannah para cortarle el cuello cayó con el specho atravesado por dos disparos y escupiendo sangre. El otro se puso a cubierto, como también hizo Fah Lo Su. Al romperse el contacto visual, Otto reaccionó, lanzando una patada brutal contra su oponente, que, pillado por sorpresa, apenas pudo reaccionar antes de salir catapultado contra el muro.

Fah Lo Sue se levantó de la silla para atacar a Hannah con la rapidez de una serpiente, haciéndole soltar la pistola con un duro golpe que hizo gritar de dolor a la alemana. Aprovechando la ventaja de que su oponente estaba fuera de combate, Otto sacó su pistola Mauser y disparó una ráfaga contra su pecho, tras lo cual se dio la vuelta, decidido a no caer bajo el embrujo de los ojos esmeralda de Fah Lo Su, que, tras desarmar a Hannah, la sujetó con fuerza, usándola como escudo que interpuso entre ella y Skorzeny. Se había sacado una afilada aguja de su complicado peinado y apoyó su afilada punta en la garganta de Hannah.

-¡Suéltala! -rugió amanezador Skorzeny.

La risa de Fah Lo Su sonó como el tañido de campanas de plata.

-¡Ni de broma! Pero seguro que eres un buen tirador y puedes meterme una bala entre los ojos antes de que clave esto en su garganta…

Skorzeny lanzó un gruñido propio de un lobo furioso, mirando el escote de Hannah, un lugar perfecto para evitar los ojos verdes de la hija de Fu Manchu. Pero… con apenas una parte de la cabeza de tan peligrosa mujer asomando por detrás del hombro de Hannah, ¿cómo iba él a poder disparar sin quedar atrapado por sus ojos?

-¡Deja de mirar de una vez mis tetas y dispara a esta zorra! -rugió Hannah. Ella no había notado la mirada hipnótica de Fah Lo Su. No podía entenderlo.

Los segundos pasaron lentamente hasta que, de repente, la puerta se abrió violentamente y tres hombres penetraron en el interior del camerino, todos vestidos con esmoquins blancos y corbatas negras.

-¡Que nadie se mueva! -gritó Nayland Smith.

Skorzeny apenas se movió. Sin saber si los recién llegados eran buenas o malas noticias, decidió esperar acontecimientos. Fah Lo Su dudó durante un momento, pero tardó poco en recuperar su aplomo.

-Dennis! Que placer tan inesperado! -exclamó en inglés, con un marcado acento propio de la clase alta. Su tono era suave, amistoso, pero su mirada dura como el acero.

-Me alegro de verte de nuevo, Fah Lo Su – replicó Nayland Smith con sinceridad- Otra vez a las órdenes de tu padre, supongo.

-Aunque tengo mi propia agenda, ya que preguntas, por el momento Fu Manchú y yo tenemos intereses comunes.

-Aún recuerdo cuando hubieras escupido al escuchar su nombre -contestó Nayland Smith- ¿Qué pasó tras que te raptara y nos separara?

Fah Lo Su estuvo a punto de estremecerse al recordar.

-Prefiero no mencionarlo. Los métodos de mi padre para… corregir errores pueden ser muy desagradables. Y persuasivos, pues lograron hacerme ver mi equivocada actitud.

-Así que te he perdido de verdad -suspiró Nayland Smith con tristeza -. He perdido la batalla por tu alma con ese demonio…

La mirada esmeralda se suavizó.

-Mi querido Dennis, mírate. Agotado y arrugado como una pasa… ¿crees que era eso lo que yo quería? ¿Cómo podías competir con el Elixir Vitae? Únete a nosotros, no es tarde para que puedas recuperar tu juventud y volver conmigo… ¿No es eso suficiente para abandonar un poco tus principios?

-Y arrodillarme frente a Fu Manchu? ¿Frente al archienemigo de todo a lo que amo? ¡Jamás¡ ¡Le destruiré junto a todos sus planes malignos, y a tí si le ayudas!

Fah Lo Su miró en silencio a Nayland Smith antes de contestar.

-¿No es extraño que lo que odio en mis compatriotas son las que amo en tí? Lealtad, principios intocables… En uno de mi raza lo considería estupidez e ingenuidad.

Indy suspiró exasperado y separó sus ojos del punto de mira de su revolver.

-Si los dos habéis parado de cantaros vuestras excelencias y podéis dejar los elogios para más tarde, podríamos ocuparnos de lo que está pasando aquí.

-Completamente de acuerdo, yanki -replicó Skorzeny en un inglés con un marcado acento alemán.

-Vete al cuerno, nazi comemierda. -replicó Indy, y continuó-: ¿crees que la chica nazi me importa algo, Fah Lo Su? o voy a tener problemas en dispararle a ella para darte a tí, así que rindete ya.

Fah Lo Su se rió de nuevo.

-No creo que el caballeroso Dennis Nayland Smith permita eso. No… no lo creo. Tengo una idea. Soltad todos los armas, incluído este nazi bestial, y os prometo que la dejaré ir.

-Bien -replicó Nayland Smith-. Vamos a hacer la primera parte.

Con una sonrisa insolente, Jones le quitó el Mauser a Skorzeny de las manos mientras Bond recogía la Walther PPK del suelo y la miraba atentamente.

-Una buena arma, Fräulein!.

De repente es escucharon gritos en el corredor.

-Lao Che y sus hombres! – exclamó Jones.

Hannah actuó sin pensar, pillando por sorpresa a Fah Lo Su al lanzarle un brutal codazo contra el estómago. Con apenas un rasguño en el cuello, consiguió separarse de la mujer. Los ojos de Skorzeny brillaron furia animal. iba a desmembrar a la pequeña china con gran placer, pero antes de que pudiera dar un paso, Fah Lo Su lanzó una patada contra la espalda de Hannah, propulsándola contra Otto. Bond levantó la pistola Walther pero, antes de que pudiera apuntar, la hija de Fu Machú apartó el gran espejo que estaba a su derecha, desvelando un pasadizo. Cuando Bond abrió fuego, Fah Lo Sue ya había desaparecido en la oscurridar del estrecho corredor.

-Maldición! -gritó Nayland Smith- Señorita Reitsch, y quien quiera que sea usted, me temo que los esbirros del Si-Fan nos tienen atrapados. Si les devolvemos sus armas, ¿nos prometen que nos ayudarán salir vivos de aquí?

-Por supuesto -exclamó Hannah mientras se tocaba el cuello levemente herido.

Hannah recuperó su Walther de un sonriente Bond, e Indy devolvió el Mauser a Skorzeny, la culata por delante.

-Aquí tienes, grandullón. No es nada personal, vale?

Lo siguiente que supo Indy fue que estaba tumbado en el suelo y con la mirada turbia tras haber recibido el puñetazo más fuerte de toda su vida.

-Claro que no -replicó Skorzeny sonriendo-, ¡yankee follacabras!

La Brecha de Hochwald (12)

15 mayo, 2019

Por la fortaleza de las defensas enemigas, en especial en cuanto a cañones antitanque (AT) se refiere, era imperativo cruzar el valle en la oscuridad, con la ayudad de las trazadoras de los cañones Bofors, pero la no llegada de las unidades Algoquin que faltaban retrasó el ataque, y a las cinco en punto la artillería enemiga comenzó a bombardear la zona de Kirsel. A las 5:15, con el amanecer a una hora de tener lugar, se dio la orden de avanzar. Los alemanes de las primeras posiciones fueron pillados por sorpresa y las dos compañías Algonquin de cabeza, apoyadas por los tanques South Alberta, avanzaron a lo largo de la ladera oriental desde la sierra de Üdem, encontrando escasa resistencia de los ocupantes de las granjas y las trincheras. Para cuando se hizo de día, ambas compañías habían cruzado la zanja antitanque, el campo de minas y la alambradas y había tomado las primeras líneas de trincheras. Mientras consolidaban estas posiciones -la compañía A al norte de la vía férrea y a medio kilómetro de la brecha, la B a la izquierda-, la compañía C, que había estado reuniendo a los prisioneros, adelantó a estas dos compañías para tomar la línea final de trincheras y extender el flanco derecho del batallón hasta la vía férrea.

El regimiento Algonquin había roto la última línea defensiva alemana ante el Rin, pero el enemigo reaccionaba con fuerza. Los contraataques fueron rechazados con la ayuda de los tanques del escuadrón “B” y una sólida barrera artillera. El enemigo era consciente de la necesidad de eliminar esta cabeza de puente aislada, pues el ataque de la 2ª División, más al norte, no había progresado lo suficiente para afectar la situación, y la 3ª estaba todavía en Üdem. Al sur, este y norte, los cañones y morteros alemanes concentraron su fuego sobre las rutas a la brecha, e incluso desde el norte del Rin cañones de calibre pesado añadían la potencia de sus proyectiles al bombardeo. Bien atrincheradas, las compañías Algonquin sufrieron el ataque, teniendo que las bajas a través del valle batido por la artillería.

A la derecha, el ataque de diversión había terminado en desastre. A las seis la pequeña columna de tanques y transportes puso rumbo hacia el sur desde Kirsel, y lo que tenía que ser un ataque nocturno se convirtió en diurno. Tras rodear Üdern, la fuerza se perdió en el camino y llegó a la carretera principal a Kervenheim, a una cierta distancia de su lugar de cruce. Esta zona no había sido limpiada por la 9ª Brigada, y las alturas al sur de la vía férrea que formaba la cumbre de la sierra de Üdem, que aun no había sido tomada, proporcionaba a los AT alemanes excelentes posiciones de tiro. El resultado? Cuando los tanques canadiense de cabeza comenzaron a cruzar la vía férrea, cayeron en una emboscada. Tres fueron destruidos al momento por los 8.8. Los ocho restantes quedaron atrapados en el terreno y sin espacio de maniobra. Pronto estos vehículos y los trece transportes de los Algonquin fueron victimas de los AT y Panzerfaust enemigos. Los supervivientes, tras recoger a tantos heridos como pudieron, se retiraron a la zona de Kirsel. Esta debacle fue presenciada por los North Nova Scotia Highlanders que llegaban desde Odem, y las noticias llegaron al puesto de mando del grupo “LION”, que hizo todo lo posible por reforzar a los Algonquin, cuyo flanco derecho estaba desprotegido.

A la izquierda el avance por el valle de la 5ª Brigada comenzó antes del amanecer, de manera que para las 10 los Calgary Highlanders, seguidos por el Régiment de Maisonneuve, rebasaron las defensas enemigas y tomaron Schmachdarm, unos tres kilómetros al norte de la vía férrea. Ambos batallones sufrieron el mismo fuego de artillería y morteros que alcanzó a los Algonquins, y se tuvo que posponer el avance de los Black Watch hacia la brecha para el día siguiente.

Con los batallones del grupo “TIGER” bajo su mando, el general de brigada Jefferson ordenó a los Argyll and Sutherland Highlanders que avanzara y aseguraran el extremo oriental del disputado pasaje entre los bosques. Al aproximarse a los árboles durante el final de la tarde del 27, los Argyll fueron detenidos por el fuego enemigo, y tuvieron que atrincherarse a 500 metros al oeste de la brecha. Hacía falta un esfuerzo más fuerte, y en una conferencia esa misma tarde, el general Vokes preparó la recuperación del empuje de la ofensiva. Primer la 10ª Brigada de Infantería debía capturar la parte más cerca de la brecha de Hochwald y limpiar el extremo noroccidental del Balberger Wald (llamado Tüschen Wald), y a la vez asegurar el camino desde el sur de Üdern hacia el bosque, para que los ingenieros divisionales pudieran abrir la ruta de mantenimiento tan necesaria. Por esta zona cruzaría la 4ª Brigada Acorazada canadiense para tomar la pequeña zona arbolada que cruzaba la vía férrea a un kilómetro al este de la brecha.

La Brecha de Hochwald (11)

13 mayo, 2019

Hasta este punto “BLOCKBUSTER” había resultado como querían sus planificadores. Pieza a pieza, todo el frente había encajado con cada unidad completando sus objetivos y siendo reemplazada por una fuerza fresca para mantener el terreno conquistado.

Hacia la medianoche del 26 al 27, unidades de la 4ª Brigada de Infantería asumieron el control de la zona de Todtenhügel, lo que permitió que el grupo Tiger se reorganizara en vista a nuevas operaciones. En el extremo izquierdo, la 129ª Brigada de la 43ª División (Wessex) relevó a la 5ª Brigada de Infantería Canadiense al sur de Calcar y protegía el flanco del cuerpo. Durante la tarde del 27 el 5º Batallón del regimiento Wiltshire (Duke of Edinburgh’s) entró en Calcar sin hallar oposición, pero encontró todos los puentes destruidos. Más al sur, la 214ª Brigada se hizo cargo del territorio tomado el día anterior por la 6ª Brigada canadiense. En contraste con estos éxitos poco espectaculares, el 43º Regimiento de Reconocimiento (The Gloucestershire Regiment) hizo progresos excelente al barrer las llanuras fluviales entre la vía férrea Cleve-Xanten y el Rhine. En la tarde del 26 de febrero, un escuadrón cruzó el canal Kalflachfrente a Huisberden para ocupar Wissel sin resistencia. Otros dos pueblos villages, Grieth y Hönnepel, fueron ocupados el 27 mientras el enemigo se retiraba desde Calcar. En los siguientes tres días, el 43º patrulló vigorosamente al norte de la vía férrea, en dirección a Marienbaum.

En el centro del frente del 2º Cuerpo canadiense, la fuerza elegida para el asalto inicial contra la posición Schlieffen se concentró durante las primeras horas del 27. Los movimientos iniciales tuvieron lugar en la oscuridad y por campos enfangados, pero pasadas las 4, el 29º Regimiento de Reconocimiento (The South Alberta Regiment) formó en una carretera hundida en las afueras de Kirsel, a unos 2 kilómetros al NE de Üdem. Junto a sus tanques estaban las compañías de asalto del regimiento Algonquin -aunque una compañía y parte de otra estaban ausentes porque los tanques que los transportaban quedaron atascados en el fango. Las dos unidades, bajo el mando del CO de los Algonquin, el tte. cor.. R. A. Bradburn, formaron la cabeza del grupo “LION” Group, cuyo comandante, el general de brigada J. C. Jefferson (10ª Brigada de Infantería Canadiense), fue pronto reforzado con el retorno de dos de sus batallones de infantería procedentes de “TIGER”. Un kilómetro al norte, en la zona de Todtenhügel, unidades de la 5ª Brigada avanzaban por el flanco izquierdo.

El objetivo de los Algonquin era una colina que ocupaba el extremo oriental de la brecha entre el Hochwald y el Balberger Wald. Era el punto 73,la idea era que cuando las dos compañías rompieran las defensas a lo largo del extremo del bosque, otras las superarían y asegurarían la cresta. Cada compañía estaría apoyada por tanques del escuadrón B de los E South Alberta. Al mismo tiempo, si el escuadrón B no podía cumplir su misión de apoyo, el A de los South Albertas, acompañado por un pelotón de transportes de los Algonquin, llevaría a cabo un movimiento por la derecha, cruzando la vía férrea al SE de Üdem y avanzando hacia el este a lo largo de la carretera a Üdemerbruch, una pequeña villa próxima al objetivo inicial de los Algonquin.

Tras un bombardeo inicial de dos horas por tres regimientos de campaña y de calibre medio, las piezas de 25 libras se ocuparían de las posiciones occidentales del enemigo mientras los cañones de calibre medio se ocuparían de bombardear la brecha.

La Brecha de Hochwald (10)

11 mayo, 2019

El avance fue lento y pesado, de manera que en las dos primeras horas los escuadrones de vanguardia apenas avanzaron 500 metros. En ambos ejes del ataque el enemigo luchaba encarnizadamente y sus Panzerfaust se ocuparon de destruir varios tanques canadienses. El furor del ataque, sin embargo, acabó por arrollar las posiciones defensivas, y se capturaron gran cantidad de prisioneros. Hacia las 1600 se habían tomado los objetivos en la zona de Todtenhügel, el NE de Keppeln y la infantería comenzó a reorganizarse. Con 350 prisioneros y la resistencia enemiga perdiendo intensidad, el grupo Tiger sólo tenía que tomar las alturas al NE de Üdem. Esta operación, junto con el asalto de la 9ª Brigada de Infantería a Üdern, formaba parte de la 3ª parte de la ofensiva. Era la tarea por la que se había mantenido en reserva a la Fuerza “Smith” (al mando del Lt.-Col. E. M. Smith, comandante de los Governor General’s Foot Guards). Los objetivos incluían el Pauls-Berg y el Katzen-Berg, los puntos más elevados de la sierra Calcar-Üdem.

Poco antes de las 1600, oscureciendo ya, el 3er Escuadrón de los Foot Guardsavanzó hacia el Pauls-Berg, su primer objetivo. La compañía”C” del Lake Superior Regiment abandonó sus semiorugas para montarse en los Sherman del regimiento. Se tomó la colina sin problemas, pero esto fue seguido por un potente contraataque. En la oscuridad, la lucha fue confusa, y se dice que un enlace alemán se detuvo ante un tanque de mando del 3er Squadron para pedir una direcicón. Una vez este ataque y otro fueron derrotados, y la posición asegurada hacia las 2230, los restantes escuadrones acorazados, transportando una compañía de infantería, se dedicaron durante las dos horas siguientes a tomar el Katzen-Berg y una colina a medio camino de sus objetivos. La captura de esta parte de la sierra de Üdem por la Fuerza “Smith” sólo tuvo ligeras bajas -19 para cada una de las unidades participantes. Al amanecer el 27, la importante llanuar estaba en manos de los canadienses desde las afueras de Calcar al este de Üdem.

Ya podía empezar el ataque contra el Hochwald.

Mientras la 4ª Division Acorazada extendía su frente al sur a lo largo de la sierra, la 3ª División tenía que capturar Üdem y dejar el paso expédito al avance hacia el este de la 11ª División Acorazada. En la zona de Keppel, ocupada por la 8ª Brigada, el general de brigada Rockinghamplaneó que su 9ª Brigada atacaría hacia el sur con dos batallones, el Highland Light Infantry of Canada en la izquierda y los Stormont, Dundas and Glengarry Highlanders en la derecha. Cuando estuvieron firmemente establecidos en el norte de Üdem, los North Nova Scotia Highlanders pasarían por encima de ellos para limpiar la ciudad. Cada batallón estaba reforzado por un escuadrón de los Fort Garry Horse, pero la 2ª Brigada Blindada estaba tan ocupada combatiendo en el norte que, cuando llegó el momento de atacar, no había tanques a mano.

A las 21:00 comenzó el ataque, tras treinta minutos de preparación artillera. Los Stormont, Dundas and Glengarry Highlander, avanzando a lo largo de la carretera de Cleve, tuvieron que limpiar Bomshof en su linea de partida, pero desde ahí avanzaron sin problemas. En el flanco izquierdo, los Highland Light Infantry, avanzando desde Keppeln, perdió varios vehículos a manos de las minas. La noche estaba iluminada por faros y las granjas en llamas. Ambos batallones cruzaron las zanjas antitanques de Üdem sin demasiadas dificultades, pero, cuando entraron en las afueras al nort de la ciudad, cerca de la medianoche, la resistencia del 7º Regimiento Paracaidista, se endureció y se produjeron duros combates. Hacia las 04:00 se redujo a poco más que algunos tiroteos y actividad de francotiradores, y los North Nova Scotia Highlanders penetraron en el centro de la ciudad. A primeras horas del 27, los francotiradores continuaron causando problemas, y Rockingham ordenó a la Highland Light Infantry que los eliminar antes de que los North Novas avanzaran hacia sus objetivos finales. Al amanecer una de sus compañías avanzaba por el sureste de la ciudad y a las 09:30 informó que estaba asegurando posiciones a lo largo de la linea férrea Goch-Xanten. A media mañana llegaron los tanques de los Fort Garry tanks para apoyar a una compañía que había quedado frenada en la esquina sudoccidental de Üdem. A la caída de la tarde todos los batallones habían consolidado los objetivos de la brigada. Se informó de la captura de 500 prisioneros, en su mayoría de la 116ª Panzer Division.

La toma de Üdem abrió el camino a la 11ª División Acorazada para tomar las posiciones alemanes al surestes de la sierra. Duranet la noche del 26-27 de febrero, el grupo de batalla de la 4ª Brigada Acorazada británica llegó a la vía férrea en Stein, a unos 2 kilómetros de Üdem. El objetivo de la brigada era el Gochfortzberg, a un kilómetro al NE de Kervenheim, pero el avance fue detenido por tanques y cañones AT alemanes, muy activos en la zona. El general Roberts ordenó que la 159ª Brigada de Infantería sobrepasara a la 9ª División canadiense y tomara las alturas. Cuando los británicos avanzaron, la 7ª Brigada de infantería canadiense avanzó para tomar las posiciones al sur de la vía férrea a lo largo de la carretera de Üdem a Kervenheim.


Sociología crítica

Articulos y textos para debate y análisis de la realidad social

DIARIO DE UNA SUMISA NOVATA

Poco a poco, dia a dia, contando como me he convertido en sumisa.

tececonvida

La íntima historia de una vida

Marisol escribe

Ven a leerme.

Las Gafas Moradas

Espacio feminista para todes

NO HAY UNA RUBIA BUENA

Cosas que deberían importar, o no?

TEJIENDO LAS PALABRAS

CON LOS HILOS INVISIBLES DEL ALMA

Swinger Lifestyle

Swinger Clubs, Swinger Cruise,Lifestyle .

Cuernos literarios

Palabras prohibidas a traves del 5 arte

Perséfonne

Otra fanática más de la literatura

El Rincón de Suenminoe

En el soñador vida y sueño coinciden

Mi mente dispersa.

Recopilación de frases, diálogos o fragmentos tanto de libros como de películas.

Experimentando mi lado liberal

COMPARTIENDO MIS VIVENCIAS CONTIGO

El sexo y yo

Descubriendo el sexo

BDSM blog

El BDSM bilingüe

Con 40 y.....Salvaje!!!!!

La mujer.. la madre... Con 40 años y.... salvaje

Blue Funky Music

Hablamos de todo lo que nos inspira la música

CherriesWriter - Vietnam War website

See what War is like and how it affects our Warriors

darecadodemi

historias basadas en hechos reales ¡con dibujos!

Desgranante

Despertador de sentimientos.

salafrancablog

Loca y despeinada. Más en twitter: POEMAS DESCARRIADOS

MyLittleWorld.

My only love is my guitar, I live among books.

Serendipia

Blog dedicado a compartir un pedacito de mí misma.

AGEOFAQUARIUS

“Love recognizes no barriers. It jumps hurdles, leaps fences, penetrates walls to arrive at its destination full of hope.” — Maya Angelou

Una chica trotamundos

CONSEJOS E HISTORIAS DE UNA CHICA VIAJERA

PANDEMÓNIUM

Los caminos del azar son inescrutables

Embracing Authenticity

"Don't be ashamed of your story it will inspire others!"

SIN OMBLIGO PROJECT

BY JUAN ANDRÉS FERNÁNDEZ

BerenjenoInks

Describir esto? Ni idea, lo que vaya pintando

Diamantes y Basura

Blog del escritor Ismael Villasol

Literatura, cultura y nuevas tecnologías

Este blog aporta herramientas multimedia para aprender y disfrutar de la literatura y de la cultura

The Sweet Words +35

Responsable de lo que digo, no de lo que tú entiendes. Blog inspiracional. A partir de los treinta sin estándares, sin juicios y con humor. Moda, maternidad, foto, tips y mucho más... Instagram @thesweetwords_l.a

ferrebeekeeper

Reflections Concerning Art, Nature, and the Affairs of Humankind (also some gardening anecdotes)