Archive for 29 agosto 2013

Esposada (II)

29 agosto, 2013

PARTE 2

Pronto notó un pene rozándole los labios con suavidad. Ella abrió la boca y sintió la dureza palpitante del miembro entrando hasta el fondo de su garganta. Comenzó a chupar y a lamer con un hambre infinito hasta que el pene abandonó su boca y le hicieron girar la cabeza a la derecha. Intuyendo lo que iba a pasar ella abrió la boca y no tardó en recibir la visita de otro pene enardecido. Pronto se encontró cambiando de un miembro a otro mientras la cama temblaba con sus movimiento. Incapaz de liberar sus manos estaba abandonada a la voluntad de su marido y de su misterioso acompañante, que se aprovechaban de ello, moviendose cada vez con mayor velocidad y fuerza y penetrando hasta el fondo de su garganta, ahogándola de placer.

Uno a uno fueron llegando al éxtasis y se derramaron por el cuerpo de Paula, por sus pechos y por su vientre. Todavía vendada esperó pacientemente mientras ambos se separaban de la cama. Una toalla recorrió su tembloroso cuerpo, limpiándola cuidadosamente mientras podía escuchara su marido y al desconocido discutir en susurros. Entonces escuchó como se abría un cajón y las esposas eran retiradas. Cuando extendió su mano para quitarse el pañuelo, las manos de Jorge la detuvieron y escuchó la voz de su marido. “Todavía no. Te vamos a liberar las manos, pero el pañuelo se queda. Ahora, girate a la derecha”.

Lo hizo, y se encontró con el cuerpo del desconocido. Lo montó sin dudar un instante, acariciando el cuerpo, duro como una roca, tanto como el pene que pronto entró en su húmeda vagina. Mientras lo galopaba suavemente exploró el pecho: sin vello, un piercing en uno de los pezones… llegado a ese punto a Laura ya lo importaba muy poco quien fuera, simplemente estaba atenta al placer que brotaba de su cuerpo.

De repente notó a alguien detrás de ella, besándole primer en el cuello, acariciándo su espalda mientras el pene del desconocido se hundía un poco más en su vagina con cada nuevo empujón. Pronto unos labios besaron su culo y el pene la comenzó a penetrar con mayor fuerza. Una mano la empujó suavemente hacia su follador desconocido y, entonces, notó como el pene de su marido comenzaba a entrar en su culo. El sentirse doblemente penetrada hizo que la invadiera una sensación desconocida de placer, alegría y excitación.

Unas manos tiraron de su pelo mientras el pene entraba más y más en su culo. Su sexo estaba lleno del miembro de su desconocido amante y ella comenzó a sentirse perdida en un océano de lujuria, sin pensar más, simplemente sintiendo y disfrutando, arrobada por las oleadas de placer que le invadían. Unos dientes mordisquearon sus pezones suavemente y, de golpe, primero uno y luego otro.

De repente todo se acabó. Primero uno y luego otro, sus dos amantes se corrieron en ella, que desfallecía en esos momentos de puro gusto. Agotada se dejó caer sobre la cama. Entonces, mientras unas manos la acariciaban y unos labios la besaban, fue de nuevo esposada a la cabecera de la cama. Desconcertada, escuchó el sonido de alguien que se viste y, al poco tiempo, una voz que le susurraba “Ha sido un placer, como siempre”. Pasos, voces lejanas y el ruido de una puerta al cerrarse.

Al poco tiempo su marido estaba de vuelta. Tras quitarle las esposas y levantar el pañuelo de sus ojos, la miró burlón y le preguntó: “¿Te ha gustado?”.

A día de hoy todavía no sabe quien fue su misterioso amante.

Anuncios

Esposada (I)

28 agosto, 2013

Era sábado. Como de costumbre, Jorge, el marido de Paula, se fue a ver el partido de futbol con sus amigos mientras ella se queda en casa con los niños. Así él tenía un rato para estar con sus colegas. Paula, sin embargo, se sentía juguetona, y decidió darle motivos para volver a casa con rapidez. Se fue a su cuarto, se desnudó y comenzó a sacarse fotos cada vez más obscenas y a enviarselas a su marido. A la tercera foto recibió el siguiente mensaje:

“Voy”.

Ella cogió su consolador favorito y comenzó a jugar para “calentar” motores, porque sabía que su marido adoraba verla jugar. Así lleva un rato, dándose placer en su húmedo sexo cuando escuchó como se abría la puerta de la calle. Al poco rato su marido entró en su cuarto y la encontró en mitad del juego, completamente desnuda y abierta de par en par como una ventana en primavera. Él le dedicó una mirada maliciosa y sonrío ampliamente.

“Tienes un gran talento fotográfico, ¿lo sabías?” le dijo mientras se acercaba a la cama. Se inclinó sobre ella y, mientras le quitaba el consolador de las manos y lo lanzaba bien lejos, la besó apasionadamente. Paula dejó escapar un gemido de protesta, y él entonces le susurró al oído “espera un poco, nena…. sólo un poco…”.

Ella intentaba imaginar que vendría a continuación cuando de repente unas esposas aparecieron en las manos de él. Así que era eso… se dijo, mientras la excitación invadía todo su cuerpo.Sin más preámbulos él la esposó a la cabecera de la cama y luego se sacó un pañuelo del interior de su cazadora y, mientras ella se reía encantada, le vendó los ojos y todo se hizo de noche. Eso prometía, pensó, y mucho. Empezó a escuchar los ruidos propios de una persona desnudándose -una cremallera que se abre, el rozar de la tela contra la piel, el ruido de un cinturón al caer al suelo- y, de repente, una lengua comenzó a lamer sus pezones mientras el abrasador aliento de su marido incendiaba la piel de sus pechos. Los labios y los dientes de él siguieron moviéndose por su cuerpo, besándola, lamiéndola, mordiéndola.

De repente algo extraño sucedió. Una lengua comenzó a lamer su vagina. Ella se quedó perpleja por un momento, pues no era posible que su marido pudiera estar en su cuello y en su sexo a la vez… Con los ojos vendados una sospecha comenzó a cruzar su mente. Justo cuando iba a preguntar, escuchó a Jorge decirle: “pareces algo confundida, querida… ¿qué pasa?” pero no tuvo tiempo de contestar, porque una segunda voz masculina replicó: “Oh, me parece que está empezando a descubrir que el juego ha cambiado de reglas”. Esposada, Paula era incapaz de decidir si sentirse aterrada o excitada por lo que estaba sucediendo. Lo más extraño es que la voz le resultaba conocida, familiar, pero no podía identificarla. Tampoco importaba, pues todo su cuerpo ardía mientras cuatro manos la recorrían a la vez.

(continuará…)

Poemas varios

27 agosto, 2013

-1-

Tu cuerpo,
ese que tachas de imperfecto,
es que te parece insignificante,
para mí es grande.

Tu cuerpo,
que te parece tan pequeño,
sin embargo, te confieso que
me ha llenado por completo.

Conquista mi imaginación
y también mis sueños,
y, si me permites coquetear,

hasta altera mis intenciones.
Captora de mi corazón,
sólo sueño cuando estoy contigo.

-2-

Sigue soñando,
no te atrevas a despertar,
que juntos estaremos en la inmensidad de tu soñar,
sigue dormida y no despiertes jamás,
que ahí donde nos encontramos,
solo felicidad vamos a encontrar.

Sueña…

Sueña, no despiertes.
Todavía no soy perfecto,
y te puedo decepcionar.
Sueña, no despiertes,

en un mundo ideal,
lleno de pájaros que cantan
en verso, con flores
y sus dulces perfumes,

donde la gente es feliz y el amor eterno.
Sueña, no despiertes.
Sueña todo cuanto quieres.

sueña, no despiertes,
y cuando termine tu soñar,
empezaré yo a soñar contigo.

Soñando en la playa

25 agosto, 2013

Hace mucho, tal vez demasiado, que mi fantasía no alumbra un relato de los míos. Es hora de rectificar ese fallo.

Nos fuimos en su coche hasta aquella cala que tanto le gusta. La mar estaba maravillosa y la luna lucía en todo su esplendor, transformando las aguas en un espejo bruñido, de manera que yo tenía el poeta subido y no había quien me callara más que a besos (una treta deleznable, lo reconozco…). Paseamos los dos por la arena húmeda, hablando, riendo, bromeando, chapoteando ambos, ella como una sirena, yo como un oso panda desubicado.

No me cansaba de contemplarla, plateada y maravillosamente fantasmal bajo la luz de la luna. Al acabarse la playa nos sentamos en unas rocas, observando la mar, que estaba muy quieta. Apenas rozaban sus olas la costa. De pronto sentí un calor en el pecho que me abrasaba y la abracé. Tras besarla suavemente, le susurré al oído:

-Me vuelves loco -sus ojos brillaban en la oscuridad y yo sentía esa inexplicable sensación de euforia, de loca alegría, en una palabra, de inmortalidad pasajera, que me hace ser capaz de las mejores y de las peores proezas.

Se apretó contra mí mientras me abrasaba con sus labios. Nos desnudamos con febril urgencia y empezamos a repartirnos besos por nuestras geografías. Acabamos revolcándonos en la arena. Ella gemía yo besaba. Ardía de locura. Apreté sus pechos y su culo con un avidez que me incendiaba; ya no eran caricias, sino apretones brutales, casi zarpazos, pero que nos ponían más calientes que cualquier caricia.

Me separé de ella para recuperar el aliento y la miré. Su hermosura brillaba en la noche más que las estrellas, más que la luna, más que todo el universo. Su sexo ardía en la noche. Lo besé, hambriento, quería devorarlo. Su coño chorreaba agua con cada embestida del mar y mi lengua navegaba por mares internos que ningún explorador volvería a conocer. Ella se levantó de pronto y corrió hacia las tímidas aguas, procelosas ellas como las del poema y tal. Desnuda, bajo la luna, era una diosa. Yo no tardé en seguirla. La alcancé y acabamos resbalando, con mi inestimable colaboración como patoso cum laude.

Tumbados en la arena me puse encima de ella sin pensarlo y le clavé la polla de inmediato en su mar de Mármara, que me acogió con el más cruel oleaje, con el más dulce furor, en una palabra, atrapóme. Ella chillaba con una fiera y yo escuchaba mis propios jadeos y gruñidos, ecos fantasmales de otro tiempo y otro lugar. Los orgasmos se sucedieron y nos encontramos mezclados, abrazados, arañados, ceñido yo a ella, entrelazados en intimos y dulcisimos abrazos. Mi boca volaba de sus senos dorados a su boca, que se llenó de la sal que su sexo había dejado en mis labios. Mi pene no conocía final ni principio, en uno de esos extraños momentos priapiticos que me suceden cada mil años y un día, y así aguanté hasta que se impuso la Naturaleza y quedé rendido entre sus muslos, con su pezón de terciopelo acariciando mis pestañas y su ombligo arañando el mío.

PD: Tú, que estás en la playa. No, no pensaba en tí cuando escribí esto originalmente. Ahora, mientras lo edito… no estoy tan seguro…

Yours truly,
Jack.

Esa cosa llamada deseo

23 agosto, 2013

¿Qué es el deseo?

Decía Spinoza que la esencia del hombre es el deseo. Me temo que Baruch no pensaba en el mismo tipo de deseo (¿o sí?) en el que yo estoy pensando. Sí, querid@ lector/a, en este marco liberal, sólo puedo pensar, ahora mismo, en el deseo por otra persona. Eso que a veces nos quema y nos desarma, nos empuja a hacer soberanas estupideces al margen de la razón con tal de conseguir el objeto de nuestro deseo (odio esta expresión) y que a veces algunos estrechos de mente confunden con el amor (oh, mi querid@ lector/a, si yo te contara…).

Empecemos por ahí. Para mí la diferencia entre deseo y amor es obvia. Mientras que el amor no muere y es eterno, el deseo sí, se quema, se consume, pierde fuerza hasta convertirse en una sombra, ligera, o hasta desaparecer. Como el amor. Entonces… ¿de qué estoy hablando? Basicamente el amor es un sentimiento y afecta al espíritu, mientras que el deseo es una necesidad física ligada a los instintos. El amor se prolonga en el tiempo, deja huella. El deseo, una vez satisfecho, se desvanece. El deseo es consumir, absorber, devorarar, ingerir. Es la fuerza misma que nos empuja, la promesa de explorar lo que yace por descubrir.

Pero para mí el deseo es algo más. No es un mero impulso irracional. No es una fuerza sin control que consume lo que ansía. Será porque mi hedonista elitismo no se conforma con cualquier cosa: yo no puedo desear simplemente un exterior bonito si no tiene nada debajo. Además, no reduzco a la persona deseada a un objeto en el que satisfacer mi sed. No busco utilizar, porque los seres humanos no somos un medio para alcanzar un fin, sino inspirar el mismo tipo de deseo que me inflama, esa necesidad, esa urgencia, esa pasión. Porque para mí el deseo sin una pizca de ternura y cariño hacia la otra persona no es nada, es un mero instinto animal. Porque lo que se puede consumir atrae, y los despojos asquean. Después del deseo normal, común, hay que deshacerse de los desechos. Para mí, la persona a la que deseo no puede ser un mero alimento. No está viciado de egoísmo y de destrucción, no es autodestructivo, no tiene fecha de caducidad al nacer, o no más que el amor mismo. Mi deseo no cautiva, no quema, no esclaviza.

El deseo también me enriquece, porque no busco meros cuerpos, sino también almas y mentes, y de ellas aprendo. Por eso mi deseo no es efímero ni banal.

El amor domestica al deseo. Lo reduce, lo aplaca para incluirlo en la relación de la dualidad de los seres, de hacer previsible lo icgonoscible, de encadenar lo salvaje de nosotros dentro de las normas. Por eso, cuando el amor finalmente vence, se topa con su derrota última pues al domeñar al deseo, se marchita, se vuelve rutina y desaparece. Al fundirse los amantes en un sólo ser, al morir la seducción y el desafío que la otra persona, diferente a nosotros, al cubrirse la distancia que nos separa, el amor empieza a morir.

¿Es esto una ilusión? ¿El deseo me impulsa a ir a través de una serie de intensos e impactantes episodios, breves unos, largos otros, siempre con la conciencia de la fragilidad y brevedad del momento vivido en una interminable e inútil búsqueda y experimentación a la que sólo el amor puede dar sentido?

Tal vez. Pero, ¿qué es la vida sino un contínuo buscar?

Yours truly,
Jack

La palabra y el sexo (3ª Parte)

22 agosto, 2013

Y la última parte:

En el siglo XIX los doctores en medicina legal podían testificar en los juicios empleando un lenguaje anatómico explícito. Sin embargo, si una mujer utilizaba las mismas palabras, su propio conocimiento hundía su reputación y la humillaba y proscribía ante los ojos de la sociedad.

Otro ejemplo de la importancia del lenguaje y sobre su uso: la transmisión de información. Quien tiene el poder, regula como se informa, cómo se dice y qué se dice: los manuales sexuales de principios de la edad moderna enseñaban a las mujers a usar pociones hechas con hierbas para solucionar el problema del bloque mensutral, que se suponía podía ser causa de terribles problemas de salud. Como nota admonitoria, avisaban que dichas pociones herbales podían provocar abortos y que por ello no debía ser ingeridos por mujeres embarazadas. Envidentemente, el mensaje que se escondía detrás de esta información era una recete para deshacerse de embarazos no deseados.

La pornografía, por e jemplo, ha conformado comportamientos sexuales desde su nacimiento, ya que su primer propósito es estimular el deseo. Compuesta como está por fantasías de acciones sexuales que nunca podrán llevarse a cabo en la vida real (por eso son fantasías y no otra cosa) era y es consumida por todo tipo de personas que se ven fascinado por los detalles lascivos de, por ejemplo, un depravado libertino seduciendo a una amante esposa o el de un sodomita conquistando a un joven. Luego, en la vida real, los lectores renegarían de dichos placeres al denunciar sus actos como antinaturales.

De repente la sexualidad se convierte en un problema. Es el paso obvio. Sin un problema no pueden existir ni los prejuicios ni los estigmas ni las condenas ni los miedos ni, por supuesto, las contramedidas. Así surgen los neologismos (“sexo”, “homosexualidad”, “vida sexual”), palabras que antes no existían y que se inventan para designar y controlar nuestra condición como seres sexuales.

En resumen, como dijo una dama muy inteligente: no hay mejor manera de no encontrar una aguja que echándole un pajar entero encima.

PD: La conferencia se ha aplazado por indisposición de otro de los participantes. Ya os contaré cuando y si se hace, porque para mí que está maldita. Es la segunda vez que se retrasa.

Yours truly,
Jack.

La palabra y el sexo (2ª Parte)

21 agosto, 2013

Continuamos…

El lenguaje no es inocente. Transporta lo que imaginamos, sentimos y callamos, y sirve para explicar nuestra visión de la realidad, única e intrasferible, cuando expresamos un juicio, una creencia, una interpretación o una visión de lo que nos rodea en nuestra vida diaria. Por tanto, su uso conlleva, implícito, un significado, un sentido, al que cabe añadir el propio e implícito. Las palabras “valen” más que su simple significado. Una connotación despectiva (“tortillera”, “maricón”, “zorra”, “matasanos”, etc) implica una condena moral, un estigma, un sanbenito a la preferencia sexual o profesión a la que el término se refiere.

Solemos creer que los estigmas y prejuicio en el sexo siempre han sido los mismos a lo largo de la historia de nuestra cultura. Esto es mentira. Es un engaño que el sistema moral imperante ha introducido en nuestras mentes, que hace que creamos que nuestro modelo de sexualidad es eterno y, por extensión, infalible y perfecto. Por ejemplo, hasta que Richard Freiherr von Krafft-Ebing, un reconocido psiquiatra alemán del siglo XIX- no publica su Psychopathia Sexualis, la homosexualidad no estaba considerada ni una enfermedad, ni una patologia ni un trastorno a curar. De hecho, en la Grecia antigua, por ejemplo, se consideraba normal que un muchacho (entre la pubertad y el crecimiento de la barba) fuera el amante de un hombre mayor, el cual se ocupaba de la educación política, social, científica y moral del amado, y en la Roma imperial el hecho de que ser “pasivo” no era bien visto socialmente, pues se consideraba que serlo significaba ser intelectualmente inferior y más inexperto que el que asumía un rol “activo”. También es destacable que la homosexualidad femenina no estaba bien vista; la máxima griega era, a este respecto, que “la mujer era para la reproducción, pero el hombre para el placer“. Se reconocía que era necesario preservar la estirpe, la especie, pero que solamente se podía encontrar placer en la relación íntima con otro hombre, ya que el hombre se consideraba un ser más perfecto que la mujer y, por lo tanto, la unión entre dos hombres sería más perfecta.

Existen pruebas fehacientes de que los faraones (no todos, obviamente) tenían, además de sus numerosas concubinas, sus amantes masculinos. Podríamos citar a Ptolomeo IV y a Ptolomeo VII, que alternaban indistinta y gustosamente con doncellas y chicos. Alejandro Magno, ese mismo que antes de cumplir los 30 fundó el mayor imperio conocido de la antigüedad, tenía auténtica devoción por su amigo, compañero de armas y amante Hephaestion desde la adolescencia. Su larga relación no impediría que casara por dos veces con princesas extranjeras siguiendo una rigurosa política de alianzas: Roxana de Bactria y Barsine Stateira de Persia. Cuando Hephaestion murió, Alejandro le lloró como una viuda enamorada. Por cierto: Alejandro Magno y su poderoso rival derrotado, el gran Darío de Persia, compartieron el mismo hombre: un bailarín persa llamado Bagoas. Este personaje fue, sucesivamente, el calienta-camas de Darío y de Alejandro.

La prostitución, tan vilipendiada en nuestro mundo moderno, era un fenómeno muy popular en la Edad Media. De hecho, los municipios controlaban numerosos burdeles, usados como vía de escape de los instintos menos “honorables” de sus ciudadanos masculinos. Aunque técnicamente era pecado (ah, la fornicación…), la prostitución fue reconocida por la Iglesia y por otros sectores como un ‘mal necesario’. Se aceptaba como hecho el que los hombres jóvenes buscasen relaciones sexuales, por lo tanto la prostitución servía para proteger a las mujeres respetables de la seducción e incluso de la violación. En 1358, el Gran Consejo de Venecia declaró que la prostitución es “absolutamente indispensable para el mundo“. Aunque se aceptase como mal menor, la Iglesia no dudó en declarar la prostitución como “práctica moralmente equivocada“, a pesar de que San Agustín proclamaba que “si se expulsa la prostitución de la sociedad, se trastorna todo a causa de las pasiones”. No es hasta la Reforma protestante y la aparición de epidemias de infecciones de transmisión sexual en el siglo XVI que la prostitución se ve sometida a cierto control, un control en el que únicamente tres hombres podían tener relaciones con una mujer al día.

Tras este ligero repaso de la antiguedad, podríamos decir que los prejuicios nacen con nuestra sexualidad moderna, con los primeros brotes de la época victoriana y su moral represiva. Son los tiempos de la revolución industrial, la consolidación de la burgesía como clase social poderosa y los avances científicos, que generan un marco en el que se somete a la ciudadanía y sus hábitos (sexuales o no) a control. Si bien durante toda la historia clérigos, médicos, psiquiátras y legisladores han intentado producir un cierto tipo de “orden” en el sexo, definiéndolo e incluso inventando identidades, no es hasta el siglo XIX que, con la publicación de sesudos tratados acercad el sexo, se conforma el ideario sobre las identidades sexuales y se crea un discurso que influye en los no profesionales de la materia y en su forma de ver entender la sexualidad.

(acabará…)

Yours truly,
Jack

La palabra y el sexo (Iª Parte)

20 agosto, 2013

He aquí la primera parte del texto de una pequeña conferencia que el próximo 22 de agosto por la tarde tendré el placer (1) de dar en Barcelona.

Que me sea leve.

Y a mi audiencia ni os cuento.

La palabra y el sexo

Wilhelm von Humboldt, un polímata (además de géografo fue astrónomo, humanista, naturalista y explorador) alemán del siglo XIX, afirmó que el lenguaje que usamos puede determinar nuestra manera de pensar. Según él, el lenguaje no es el reflejo de la sociedad, sino su guía, e impone una visión del mundo a quien lo usa.

En el siglo XX estas ideas fueron reelaboradas por Edward Sapir, lingüista y antropologo que presentó el lenguaje como aquello que nos permite observar la realidad de manera simbólica. Así, según el, buena parte del patrimonio cultural está dentro de las forma lingüísticas. Los símbolos del idioma de cada cultura son reflejo de su manera de ver el mundo. Por tanto, todas las categorías léxicas utiliadas por cada lengua organizan la percepción del mundo.

Por ello se puede concluir que cada grupo cultural no elabora unicamente categorizaciones léxicas diferentes, sino que también viven realidades diferentes.

Benjamin L. Whorf, lingüista estadounidense, afinó la tesis de Sapir afirmando que un lenguaje particular fuerza a su usuari@ a ver y pensar de una manera determinada. Todavía es objeto de discusión entre los especialistas hasta que punto la visión del parlante es determinada por la lengua que usa (por ejemplo, en 1953 Eric Lenneberg cuestionó las teorías de Whorf afirmando que no hay un proceso de causalidad entre el uso del lenguaje y el mecanismo que pone en marcha nuestros pensamientos).

¿Podría ser el lenguaje un pez que se muerde la cola y que, a la par que refleja la visión del mundo que su usuario tiene, la determina por defecto?

(continuará… si sobrevivo a la conferencia, claro).

(1) Placer: Comer me da placer. Leer me da placer. Charlar delante de 400 personas que realmente no quieren estar ahí y que sólo van por el pica-pica y el aire acondicionado… como que no. Ni siquiera mi lado más masoquista le encuentra placer a eso…

Yours truly,
Jack.

PD: Si mañana te silban los oídos… seguramente seré yo, pensando en tu tatuaje mientras conferencio 😉

Liebster award‏

18 agosto, 2013

Me ha sorprendido que tres de mis lector@s me hayan nominado para el Liebster Award, sobre todo porque no tenía ni idea de la existencia de dicho premio, nacido, por lo visto, en 2010 (soy lento para enterarme de las cosas).

Según leo, es un premio virtual que los bloggeros dan a otros compañeros y que sirve que sean más conocidos entre el público. Las reglas son sencillas:

1. Agradecer el premio a la persona que te lo concedió.
2. Seguir el blog de la persona que te premia.
3. Otorgar el premio a 11 blogs que sigas de nueva creación o con menos de 200 seguidores e informarles de la nominación con un comentario en su blog.
4. Cuando recibes el premio debes responder 11 preguntas de la persona que te nominó, y dejar 11 preguntas para las personas que tú nominas.

Por partes.

1. Gracias sean dadas a Rotze Mardini, bocapensante y a mysouldreamer por este premio, completamente inmerecido.
2. Hecho. A Roze y a Bocapensante ya las seguía, a mysouldreamer lo hago desde ayer.
3. Eeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeesto…. Lo haría encantado, pero, entre que soy perezoso y que cuando me rota dejo caer alguna recomendación de algún blog en mis entradas, más mi lista de blogs recomendados… como que me lo salto. Soy un vago.
4. A responder…

Las de My souldreamer:

1. Libro favorito: Varios… por escoger uno, al azar: Contra el viento del Norte, de David Glattauer

2. ¿Que lugares te gustaría visitar? Todos aquellos en los que no he estado.

3. ¿cual es tu comida preferida? La pasta.

4. ¿que te motivo a crear un blog? Una persona a la que yo adoraba por aquellas fechas. No hay mal que cien años dure, afortunadamente

5. describe tu dia perfecto. Buf, con poca cosa me conformo… Si incluye un paseo, una buena comida, buena compañía y ejercicios eroticofestivos, ese es un día perfecto. O casi.

6. ¿Trabajo soñado? El que me permita vivir tranquilamente.

7.¿crees en el amor verdadero? Si.

8. ¿crees en la amistad verdadera? Creo en la amistad… y no me tires de la lengua

9.¿crees en algún dios o alguna religión? Si.

10. ¿que opinas del mundo actual? No querrás que me ponga a decir ordinarieces ahora, ¿no?

11. Animal favorito. Yo. Y si no vale esta respuesta, un gato.

Las de Bocapensante:

1. ¿ A qué personaje de la historia te gustaría entrevistar? A Winston Churchill.

2. ¿ Cuál es tu mejor forma de decir lo que sientes? Escribiendo. A grito pelado tampoco se me da mal.

3. Canción preferida: One Year of Love (Queen)

4. Un verso de tu poema preferido… Save thou, my rose, in it thou art my all (Shakespare, Soneto 109).

5. Una frase que siempre te acompañe…. Que la Fuerza de las Bananas te acompañe… (En serio, me acompaña desde hace chorrocientos mil años y un día).

6. ¿Cuál ha sido el mejor regalo que te han dado? La vida.

7. ¿Una causa por la que morirías? ¡Antes morir que perder la vida!

8. Para ti, el mejor lugar de la tierra es… aquel al que pueda llamar mi hogar.

9. ¿ Cuál es tu medio favorito para viajar? Mis dos piernas.

10. ¿ Cómo sería tu persona ideal? Puff… mi persona ideal tendría un grave complejo de multiple personalidad, porque tengo muchas personas ideales en mente…

11. ¿Tu temor más grande es? A estas alturas… quedarme sin papel higiénico.

Las de Rotze Mardini:

1. Nombre de una palabra que te defina. Cabroncete.

2. ¿Cual es tu autor favorito? William Shakespeare.

3. ¿Crees en la vida después de la muerte? Sí.

4. ¿Que te motivó a iniciar un blog? Una sugerencia de una persona que, por aquel entonces, era muy importante para mí.

5. ¿Cual es tu héroe favorito? Superlópez.

6. ¿Crees en las almas gemelas? Sí… a mi manera.

7. ¿Crees en el destino? El destino lo hacemos cada día con nuestras acciones. En ese destino creo.

8. ¿Practicas algún deporte? Esto… ¿dormir es un deporte? ¿las actividades eroticofestivas también? Entonces sí.

9. Si pudieras pedir un deseo, cualquier cosa y sin restricciones, ¿qué sería? A tí te lo voy a decir… :p

10. ¿ Crees en el amor a primera vista? Y en el amor a segunda, a tercera, y a cuarta… y a quinta, y a sexta, y a octava…

11. Si volvieras a nacer, ¿Que te gustaría ser? Asquerosamente millonario, tan listo como soy ahora y, sobre todo, un poco menos sexy.

Y si de rebote tengo algo de sentido común y seriedad, ya sería la bomba…

Mis preguntas para que quien quiera contestarlas

1- ¿Te quieres casar conmigo?

2- ¿Has leído la edición en verso del Kamasutra?

3- ¿Qué opinas del sexo a discrección e indiscriminado?

4- ¿Ava Divine o Mafalda?

5- Elige: el 69 ¿Qué es? ¿Una opción sexofrenética o una línea de bus?

6- ¿En tu casa o en la mía? ¿Y Dios en la de tod@s?

7- ¿Cama redonda o campo de futbol?

8- Si dos son compañía, ¿qué son cuarenta y dos?

9- Si los niños vienen de París, ¿de dónde vienen las suegras? ¿y los inspectores de hacienda?

10- ¿Película surcoreana favorita?

11- Volviendo a la pregunta número uno, si has contestado que sí: te va la marcha, ¿verdad? Si has contestado que no… ¿pero tú sabes lo que te pierdes?

Pues nada, que gracias por la nominación y perdón por el agradecimiento… Soy así de complicado.

Yours truly,
Jack

El Experimento de Sodoma (6).‏

16 agosto, 2013

Ultimas reflexiones a costa de Sade.

Todo el pensamiento de Sade puede englobarse bajo la noción de una filosofía natural, un nuevo jardín de las delicias, un saber científico acerca del sexo, un saber notablemente ciego ante el vínculo de la sexualidad con el logos, del eros y la palabra. Esta filosofía natural de Sade recibe este nombre porque toma de la Naturaleza los principios que la rigen.

Por eso, al ser naturales, los “vicios” libertinos no son tales. La naturaleza es violenta y amable, sublime y perversa, gloriosa y asquerosa según sus necesidades. Si la fundamentación de todas las manifestaciones del libertinaje se encuentra en la naturaleza, ¿dónde está el mal?

Así, la homosexualidad no es para Sade una aberración. Si la naturaleza hace que algunos seres humanos sean sensibles a esta opción, ¿cuál es el problema?. Añade a esto los ejemplos de Grecia, África y América:

[Tras el descubrimiento]: “se vio que estaba poblada por gente que tenía ese gusto. En la Louisiana, […] los indios, vestidos de mujeres, se prostituían como cortesanas. Los negros de Banguelé tienen queridos sin ninguna clase de disimulos; en la actualidad casi todos los serrallos de Argelia están poblados sólo por muchachitos. En Tebas no se contentaban con tolerar el amor a los muchachos, sino que era algo obligatorio; el filósofo de Queronea, lo había prescrito para suavizar las costumbres de los jóvenes” (Pág. 161)

Así, con ejemplos, Sade aborda este tema y otros muchos: la prostitución, de la que enumera muchos ejemplos históricos; el incesto, (¿”de qué otra manera pudieron perpetuarse las familias de Adán y Noé si no fue a través de esta práctica”?) y; el asesinato, que se encuentra en la naturaleza, en todas las especies que luchan por su supervivencia.

Así, la filosofía natural permite al ser humano gozar de los placeres que la vida dispone ante sus ojos sin deternerse por las leyes que lo reprimen, en especial las basadas en la religión (que sólo sirve para “embotar la altivez del alma” con su superstición y tiranía) y las costumbres. Para evitar esto Sade opta por una idea revolucionaria: “hacer pocas leyes, pero que sean buenas […] no se trata de multiplicar los frenos, sino de aplicar uno que sea indestructible”.

Si el hombre es feliz gozando del libertinaje nada debe interponerse en su camino. Todo lo contrario, se le debe facilitar que complazca sus gustos. Así nos encontramos con un libertino hedonista y egoísta, pues nada ni nadie puede atarle ni complacerle tanto como la satisfacción de sus instintos. Libertad a cualquier precio: todos tienen el derecho legítimo para disfrutar su sexualidad y sus placeres como lo consideren mejor.

“Una vez que creemos que nada puede ser malo, ¿de qué podríamos arrepentirnos?”.

De lo que no hagamos, supongo.

Una visión de la vida tan fascinante como aterradora…

Yours truly,
Jack.


Oh, Loth.

Soy metáfora de guitarra desafinada, por eso escribo.

Cambra 333

Parella d'amants de la vida. Entra amb nosaltres a la nostra cambra. Aquí qualsevol desig està permés i qualsevol fantasia la farem realitat.

Musica Jazz/Funk

Hablamos de todo aquello que nos inspira en la música.

Nada habitual

A mí no me nunca nadie porque ya yo ya.

SI SUPIERAS LO QUE PIENSO

Lo que uno desecha otro lo aprovecha

Cherries - A Vietnam War Novel

Ever wonder why young soldiers return home "changed" or "different" after their deployment to a war zone? The information found herein may provide an answer. Welcome to my website! Everything here is Vietnam War related, feel free to scroll down and read the many articles, Vietnam War book reviews, Videos, photos, and of course, information related to my two published books. Click below to discover more. Thanks for visiting!!!

darecadodemi

historietas con dibujos

oblinspiración

La mente puede ser libre

Sexo en Marte Escritor

Relatos, Poemas, Artículos de opinión, Humor, Historias de suspense, Ensayos y Narrativa

La Escafandra.

Compendio de pensamientos, opiniones, manias y sueños de esta alma mistica.

El Desgranante

Despertador de sentimientos.

Entre pechos y espalda

TeTas poniendo fina

,

.

Cloesencia

Diseñadora con impulsos de escritora.

LA RUA

Buscando vínculos que nos unen

Diario.

Cuaderno

salafrancablog

Loca y despeinada. Más en twitter: POEMAS DESCARRIADOS

MyLittleWorld.

My only love is my guitar, I live among books.

D-Generación Literaria

Libros,frases y más..

maquiaveloweb

Sentimientos plasmados en poesía...

Y entonces la Plumilla decidió volar

"Dicen que el amor es solo un juego y una estúpida ilusión y el estúpido resulta ser aquel que no ama a nadie de corazón"

Serendipia

Blog dedicado a compartir un pedacito de mí misma.

vam8os

La Vuelta al Mundo en 80 Sueños, un ambicioso proyecto viajando por todo el planeta para estudiar el modo en que el ser humano, a pesar de las circunstancias, sueña en busca de la felicidad. #fotografía #documental #investigación #artículos #voluntariados

Letras de una noche en vela.

Poemas y memorias de un navegante llamado tiempo

PUNTO APARTE

¿Cómo puedo hacerte feliz?

AGEOFAQUARIUS

“Love recognizes no barriers. It jumps hurdles, leaps fences, penetrates walls to arrive at its destination full of hope.” — Maya Angelou

María Lago

Soy amante del arte; a los versos rotos y a los gritos en silencio.

Una chica trotamundos

CONSEJOS E HISTORIAS DE UNA CHICA VIAJERA

CLOSET ABIERTO

Blog temática Gay Incluyente

PANDEMÓNIUM

Los caminos del azar son inescrutables

Embracing Authenticity

"Don't be ashamed of your story it will inspire others!"

Asuntos triviales

para hablar catibía...

paulinetteblog

¿Dónde están tus letras cariño? Shh..

Sin Ombligo Proyect

Somos un medió o un movimiento que sin pretensiones busca: cambiar la manera en la que vemos el mundo. Te invitamos a Des-Ombligarte!

elrincondeevablog

Un rincón personal, dónde escribo en alto mis pensamientos y emociones, esperando aprender, cada día un poco más.

BerenjenoInks

Describir esto? Ni idea, lo que vaya pintando