Archive for 28 febrero 2015

El Fantasma (15ª Parte)

28 febrero, 2015

15. De las conclusiones a las que llegó don Ernesto sobre el relato del pintor.

Cuando David finalizó su historia, Javier permaneció en silencio, maravillado por la extraña narración, que se le antojaba tan imposible de creer que, por fuerza, tenía que ser cierta. Su padre, por supuesto, tenía otra opinión.

Por la mera truculencia del relato, don Ernesto se inclinaba a no creerlo. Era demasiado romántico, demasiado tenebroso y, en una palabra, demasiado increible (bueno, en dos) para ser cierto. Por todos estos motivos debía, añadió, creerse la historia. Por su mera imposibilidad empírica.

La cuestión obvia era. ¿A quién pertenecía el cadáver encontrado en el palacio quemado? ¿Cómo había muerto la amada de Paul y quién era su asesino, si lo había? Y, finalmente, ¿quién había sobrevivido al incendio?

Para David la respuesta era obvia. El extraño mecenas, que se había lanzado a una vendetta contra la obra de Paul. Don Ernesto, sumido en sus pensamientos, no lo tenía tan claro.

Fue entonces cuando Javier, recordando el libro y el extraño consejo que había recibo de un misterioso hombre tanto tiempo atrás, tuvo una idea…

Anuncios

El Fantasma (14ª Parte)

25 febrero, 2015

14. De la extraña desaparición del joven pintor y el misterio que lo rodeó

En silencio, asi a oscuras, Paul y su amada hicieron el equipaje. Unos pocos enseres personales, los pinceles favoritos del pintor y poco más, y se encaminaron hacia la estación.

Pero, al deslizarse por entre las viejas callejuelas del antiguo casco antiguo, una sombra les cerró el paso. Era el mecenas de Paul. Nadie sabe que palabras cruzaron unos y otro ni que tipo de pelea surgió de aquel enfrentamiento, pero lo cierto es que, en la huída de los amantes y la persecución del diabólico ser, los fugitivos entraron en uno de los antiguos palacios de la ciudadela seguidos por su acosador y, a los pocos instantes, el augusto edificio quedó engullido por una gigantesca bola de fuego.

Pero lo más extraño fue que, en la parte posterior del edificio, donde se alzaba un anciano árbol de nudosa superficie, a pesar del holocausto que había devastado la mansión, se encontró al pie del viejo palo a la amada de PAul, que, yacente, inmóvil y pálida, parecía dormida y no muerta.

Dentro de la casa, un sólo cadáver, quemado más allá de cualquier posiblidad de reconocimiento.

Y, desde entonces, las obras de Paul habían ido desapareciendo, siendo quemadas aisladamente hasta que, al final, una gigantesca pira había destruído toda la colección.

El Fantasma (13ª Parte)

23 febrero, 2015

13. De las extrañas revelaciones que recibe el joven pintor

De manera breve y directa su protector y mecenas se desveló en toda su cruda realidad a Louis. Él, y nadie más que él, era el responsable de la cadena de muertes y extrañas calamidades que se habían abatido sobre las personas que esclavizaban su obra. Él, y nadie más que él, los había eliminado de la manera más terrible posible. Y todo por hacerle a él libre.

No debía preocuparse, le dijo su mecenas, por el trágico final de Lord Podarming ni de los males acaecidos a sus clientes. Sus vidas eran poco más que granos en la inmensa playa de la humanidad y él, Louis, un artista que sobresalía por encima del vulgo común, no tenía que preocuparse por esas pequeñas trivialidades.

Ahora lo que tenía que hacer era concentrarse en seguir pintando, le decía su protector, que no parecía darse cuenta del horror que invadía a Paul. ÉSte, seguía el mefistofélico personaje relatando, no debía tener más consideraciones que pintar.

Entonces, Paul, aterrado, llegó a preguntarse si su amor a la pintura no había creado un monstruo.

Aquella misma noche, en su casa, mientras su amada dormía plácidamente, concibió un plan que le permitiría escapar de aquel horror que sentía cernirse en torno a su persona…

El Fantasma (12ª Parte)

18 febrero, 2015

11. De los extraños sucesos que acontecen al joven pintor

En la semana que siguió Louis vivió en un sueño. Priemro se reencontró con su amada, que se arrojó a sus pies llorando y pidiéndole perdón en una escena melodramática salida de un relato de Dumas padre. Luego le llegó una carta de su mecenas con una gran cantidad de dinero, dos billetes para la costa y la recomendación de su nuevo amigo de tomarse unos días libres.

Fueron unos días de calma y tranquildad, de amor y relajación, de reparar viejos errores y restañar antiguas heridas. De ser feliz, en suma. En esos siete días se dedicó a pintar, a pintarla, y al amor en los brazos de ella. Y se olvidó de todo lo demás.

Pero la vida no lo hizo y, a su retorno a la capital, una sorpresa le esperaba.

Las noticias eran terribles. Lord Podarming había fallecido en el terrible incendio que había devastado su hogar. Dos de sus clientes, desde ese fatídico día, se hallaban desaparecidos y otro en estado vegetativo. Los médicos decían que sólo una impresión muy fuerte podía haber causado semejante impacto en él para dejarlo reducido a ese estado.

LA policía, lógicamente, le interrogó, pero él no pudo aportar demasiada información. Incluso llegó a pensar que los detectives desconfiaban de él.

Apenas pasados unos días, su misterioso protector le hizo llegar una invitación para comer en su torre.

El Fantasma (11ª Parte)

15 febrero, 2015

11. Del misterioso caballero que ayuda al pintor en apuros

Un día Louis Paul recibió una pequeña misiva por la que le invitaban a tomar el té en una apartada villa de las afueras de la ciudad. Al principio no quiso ir, pero su reticencia se vino abajo el día del convite, pues un lujoso Mercedes negro se detuvo ante la puerta de su casa y un elegante chofer le abrió la puerta y así se quedó, esperando, mientras Paul miraba desde el balcón, harto perplejo y maravillado por el evento.

El camino hasta la villa transcurrió en silencio. El chofer, absolutamente mudo, no reaccionó a las preguntas de Paul, que se fue sumiendo en un progresivo silencio al ver sus esfuerzos baldíos y sin recompensa. Supongo, se debió decir, que ya obtendré una explicación cuando llegue a mi destino.

Y así fue. En la inmensa casa le esperaba un hombre de largos cabellos plateados y mirada inquisitiva que le hizo una oferta increíble. A cambio de que pintara un único cuadro para él, un encargo especial que le haría, este hombre compraría su contrato con Lord Podarming y compraría sus cuadros a los clientes que los habían adquirido al lord inglés. El cómo lograría semejante hazaña no lo dijo. Pero insistió en que Paul debía de ausentarse por dos semanas de la ciudad.

La cuestión es que lo logró. Dos semanas, apenas hubo regresado Paul a la ciudad, recibió otra invitación de su desconocido mecenas, sin tiempo apenas ni para deshacer las maletas, pues el coche le esperaba de nuevo en la puerta.

Una vez en la mansión contempló, maravillado, todos los cuadros que había pintado y vendido a Lord Podarming. Eso no era todo. Su mecenas, con una sonrisa amplia en su angulosa cara, le indicó que se dirigiera a una casa próxima a la villa, un palacete que había pertenecido a un industrial que había desaparecido en extrañas circunstancias, entre rumores de magia negra y maldiciones varias. Allí le esperaba su amada.

La impaciencia traicionó a Louis Paul, que salió disparado de la casa en pos de su amor. Por ello no pudo ver como su mecenas salía a observar su apresurada marcha desde la terraza de su casa ni, por tanto, sospechar de la mirada y la sonrisa con la que el misterioso personaje lo contemplaba.

El Fantasma (10ª Parte)

13 febrero, 2015

10. De los primeros pasos de un artista desconocido que ve su sueño trocado en pesadilla

Todo había empezado, comenzó David, cuando un joven artista llamado Louis Paul llegó a la ciudad. Con ayuda de un pariente lejano se compró un pequeño estudio y comenzó a pintar. Por desgracia, la inspiración no le llegaba… hasta que un día conoció a una bella muchacha de la que se enamoró y escogió como modelo.

Curiosamente, esta muchacha le puso en contacto con un conocido, que tenía contactos en el mundo del arte, lord Arthur Podarming. Lord Podarming suscribió un contrato con Paul. Él le compraba sus cuadros por una generosa cantidad… y luego los revendía a sus clientes que, ansiosos por tener en exclusiva las obras de nuevos artistas, pagaban enormes fortunas por obtenerlas.

Paul siguió pintando, enamorado de ella, ignorante del negocio. Incluso cuando supo del mismo tampoco le importó demasiado, pues el dinero no le preocupaba, sólo el amor de ella… hasta que descubrió que, al vender sus cuadros, lord Podarming había adquirido la propiedad de los mismos y que no podría pintar nada más que lo que su “amo” quisiera.

Furioso intentó romper el contrato que limitaba su libertad artística. Más interés tuvo cuando averiguó que ella era utilizada por el lord, que usaba los favores sexuales de la chica para “aumentar” el valor de las obras de Paul.

Fue entonces cuando el desesperado joven encontró a un hombre, un mecenas, dispuesto a ayudarle en su dos sueños: recuperar la autoría de sus obras y el amor de su amada.

El Fantasma (9ª Parte)

11 febrero, 2015

9. De la llegada de un extraño que resulta no serlo tanto

A medida que el desconocido dejaba de serlo y resultaba llamarse David, Javier fue descubriendo su pasado de labios del recién llegado y de su padre, que, medio atendiendo la librería, media dejándola en manos de su hijo, fue escuchando encantado las andanzas de David.

Al parecer, David, cuando Don Ernesto, el padre de Javier, recién casado y con su hijo perdido todavía en la lista de futuros encargos, se hizo cargo de la librería de su familia, era un asíduo del local. Se pasaba las horas muertas mirando los libros. Como el abuelo de Javier lo conocía, su padre le dejaba hacer y cuando uno de los libros que estaba a la venta captaba la atención del joven David, dejaba que se lo llevara “en préstamo”, como si fuera aquello una biblioteca o, incluso, se lo vendía considerablemente rebajado de precio.

Y ahora el tiempo había devuelto a David convertido en un conocido periodista de sucesos, cuya pluma se había especializado en estudiar los casos más extraños de la ciudad y que, con bastantes años ya de experiencia en tales visicitudes, había decidido escribir una novela basada en lo que había visto, leído y oido. Pero para ello necesitaba la ayuda del padre de Javier.

Don Ernesto se acarició la barba de perilla y preguntó cómo podía él ayudar a tan notorio profesional de la pluma. Javier, que andaba liado cerrando la tienda y bajando las persianas, escuchaba sin perder detalle.

-Se, don Ernesto, que le va a costar creer lo que voy a contarle, pero, ¿qué me diría si le dijera que detrás del robo de los cuadros se halla un hombre desesperado que vendió su alma al diablo?

El Fantasma (8ª Parte)

9 febrero, 2015

8. De la llegada del otoño y otros asuntos

Aquel año el otoño trajo a la ciudad viento y hojas muertas, luz dorada del atardecer entre las altas torres del centro y nubes grises en los barrios obreros. La ciudad funcionaba con su precisión matemática habitual a pesar de las monumentales obras que la remodelación del centro estaba creando. Se iban a crear dos grandes avenidas que facilitarían el acceso a la ciudad. Pero para ello había que hacer sitio, de manera que se estaban desmontando algunos de los rascacielos para llevarlo a otra parte. Era, decían, más barato y ecológico que demolerlos. En su lugar crecían parques y avenidas.

El asalto al Museo se olvidó durante el cálido verano. La gente siguió con sus vidas y Javier comenzó a trabajar en la librería de su padre.

Un día entró un hombre que le sorprendió. Se detuvo frente al escaparate de la librería y la observó con fijo detenimiento, como si sus ojos estuvieran recorriendo la cara de un ser querido al que hiciera mucho tiempo que no veía. Estuvo un largo rato examinando los libros expuestos, quieto, inmóvil. Javier se sintió tentado en salir a la calle y lanzarle una pulla, porque tanta quietud le resultaba enervante pero, de repente, justo cuando su padre entraba en la tienda, tras bajar del piso de arriba, donde tenían su casa. el extraño hombre pareció recobrar vida.

Esbozó una gran y amplia sonrisa que dio calidez a su serio semblante. Sacó las manos de su oscuro gabán y, empujando suavemente la puerta de vidrio, entró en la tienda y, quitándose el sombrero que daba sombra a sus ojos, sonrió y dijo:

-Buenas tardes, don Daniel.

Para perplejidad de Javier su padre, al ser interpelado, salió disparado de detrás del mostrador en pos del recién llegado, que le continuaba mirando con la misma sonrisa, propia de un cachorro abandonado que encuentra, por fín, el camino a casa.

El Fantasma (7ª Parte)

6 febrero, 2015

7. Del misterio de una fotografía y de un robo

Aquella noche Javier se durmió muy tarde pensando en lo que aquella voz extraña le había dicho. Al día siguiente llegó a la conclusión de que había sido un sueño, alguna extraña alucinación. Demasiadas horas investigando y con la nariz metida en los hilos. Pero, tras dsepertar en su mullida cama, al mirar su escritorio tras desperezarse mirando por la ventana, se encontró algo que le hizo dudar de si estaba en lo cierto.

Una fotografía.

Mientras tanto, en otra parte de la ciudad…

El inspector Gadget estaba muy harto del caso de los cuadros robados. Las cámaras de seguridad del Museo habían dejado de funcionar por un corte de fluído eléctrico que había dejado al edificio a la práctica totalidad de la zona sin luz durante casi cuatro horas, algo inconcebible para la infraestructura de la ciudad, que era casi perfecta e infalible. No tanto, como demostraban los acontecimientos.

Nadie había visto nada, se decía mientras caminaba por la sala, enrome, blanquisima y completamente vacía. La ausencia de los cuadros resultaba dolorosa a la vista, tanto como el silencio de los guardas, que apartaban la mirada cuando alguien buscaba sus ojos.

Gadget pisó algo metálico y miró a sus pies. Era una de las rejas que normalmente quedaban oculta por una estatua que había sido retirada, dos días antes del robo, para tareas de mantemiento y que no había sido reintegrada todavía en su sitio. ¿Podría el ladrón haber entrado y salido de ahí con toda las obras?

¡Imposible! Se dijo Gadget. ¿Meter más de 200 cuadros en una alcantarilla y escapar por ahí?

¡Jamás de los jamases!

Luego, en sus declaraciones ante la prensa descartó, plenamente convencido de sus palabras, que las alcantarillas hubieran podido ser usadas por el ladrón tanto en su entrada como en su fuga. Que la red del alcantarillado uniera el Museo con la plaza en la que ardieron los cuadros no se le pasó a nadie por la cabeza.

El Fantasma (6ª Parte)

4 febrero, 2015

6. De un artista, de misterios y de advertencias

Javier se encontró en un punto muerto. Los datos del verdadero autor no le llevaban a ninguna parte, sólo al pseudónimo de alguien que había puesto mucho empeño en no ser identificado…

…como el autor de la pira funeraria de los cuadros de Louis Paul. La policía, reconocían los periódicos, se confesaban desorientados ante lo extraño del suceso y la ausencia de pistas o indicios.

El mismo artista era un enigma. Surgido de la nada y dotado de una considerable sensibilidad estética y una técnica nada desdeñable, sus desnudos femeninos habían causado furor entre los coleccionistas de arte. Y, un buen día, el artista, que había inmortalizado a decenas de las más desfavorecidas mujeres de la vida y los ambientes de los bajos fondos, comenzó a dedicar sus pinceladas a pintar a una modelo desconocida, cuyo rostro y cuerpo habrían de copar la producción del artista hasta su extraña desaparición, que se produjo justo cuando su producción pictorica empezaba a cosechar loas y grandes ventas.

Javier visitó todas las bibliotecas y todas las librerías de viejo de la ciudad, buscando más libros, más información, una pista, lo que fuera, del autor de la novela que le quitaba el sueño.

Una noche, volviendo de otra baldía excursión al barrio de los libreros, una parte de las sombras que se cernían en la calle habló a Javier.

-Harías bien en dejar descansar al pasado -le dijo una voz rasposa, como pasada por una lija-. Te lo digo por tu bien.

Cuando se volvió hacia la voz, Javier sólo encontró oscuridad.


NO HAY UNA RUBIA BUENA

Cosas que deberían importar, o no?

TEJIENDO LAS PALABRAS

CON LOS HILOS INVISIBLES DEL ALMA

Swinger Lifestyle

Swinger,Locales Swinger.Para mentes abiertas y curiosas que quieran experimentar...La vida misma, vivirla con intensidad con paciencia o con desidia; el ser humano divino, mediocre o deleznable.

Cuernos literarios

Palabras prohibidas a traves del 5 arte

Alejandro Poetry

un hombre roto. poeta

Perséfonne

Otra fanática más de la literatura

El Rincón de Suenminoe

En el soñador vida y sueño coinciden

Mi mente dispersa.

Recopilación de frases, diálogos o fragmentos tanto de libros como de películas.

Experimentando mi lado liberal

COMPARTIENDO MIS VIVENCIAS CONTIGO

El sexo y yo

Descubriendo el sexo

BDSM blog

El BDSM bilingüe

Con 40 y.....Salvaje!!!!!

La mujer.. la madre... Con 40 años y.... salvaje

Blue Funky Music

Hablamos de todo aquello que nos inspira en la música

CherriesWriter - Vietnam War website

See what War is like and how it affects our Warriors

darecadodemi

historias basadas en hechos reales ¡con dibujos!

Desgranante

Despertador de sentimientos.

salafrancablog

Loca y despeinada. Más en twitter: POEMAS DESCARRIADOS

MyLittleWorld.

My only love is my guitar, I live among books.

Serendipia

Blog dedicado a compartir un pedacito de mí misma.

AGEOFAQUARIUS

“Love recognizes no barriers. It jumps hurdles, leaps fences, penetrates walls to arrive at its destination full of hope.” — Maya Angelou

Una chica trotamundos

CONSEJOS E HISTORIAS DE UNA CHICA VIAJERA

PANDEMÓNIUM

Los caminos del azar son inescrutables

Embracing Authenticity

"Don't be ashamed of your story it will inspire others!"

Sin Ombligo Project

Por Juan Andrés Fernández Torrado

BerenjenoInks

Describir esto? Ni idea, lo que vaya pintando

Cuaderno de Sentimientos

Smile! You’re at the best.

Diamantes y Basura

Blog del escritor Ismael Villasol

Literatura, cultura y nuevas tecnologías

Este blog aporta herramientas multimedia para aprender y disfrutar de la literatura y de la cultura

The Sweet Words +30

Responsable de lo que digo, no de lo que tú entiendes. Blog inspiracional. A partir de los treinta sin estándares, ¿y qué? Y más...

ferrebeekeeper

Reflections Concerning Art, Nature, and the Affairs of Humankind (also some gardening anecdotes)

Therilion Enderwings

La locura más allá de la mente

Con el corazón en la mano

«Poesía es hablar con el corazón en la mano».

Sexticles (+18)

Short sex stories for adults. Breves relatos eróticos para adultos.